Inicio Actualidad El escándalo sanitario en Irlanda se salda con la dimisión del director...

El escándalo sanitario en Irlanda se salda con la dimisión del director del Servicio Nacional de Salud

Compartir

..Flor Cid.
La agencia de noticias Europa Press ha anunciado la dimisión de Tony O’Brien, director del Servicio Nacional de Salud de Irlanda, debido al ‘escándalo’ generado en torno a un programa de detección de cáncer de cuello de útero que condujo a 208 diagnósticos erróneos y al fallecimiento de 17 de esas pacientes.

Su decisión pretende evitar el deterioro de la imagen de los servicios de sanidad y de detección de cáncer del país, ante un posible incremento del impacto negativo por este contexto. Por su parte, el primer ministro irlandés, Leo Varadkar, abrirá una investigación oficial sobre el programa, pues aún se desconocen las causas de las muertes. Además, hay 1.500 casos de mujeres que en los últimos 10 años han padecido cáncer cervical que aún no han sido revisados. Dicha investigación tendrá como focos principales averiguar por qué se produjeron fallos de comunicación tan graves, y dilucidar si la realización de otro tipo de pruebas de laboratorio hubiera conducido a una reducción en el número de falsos negativos.

La investigación tendrá como focos principales averiguar por qué se produjeron fallos de comunicación tan graves, y dilucidar si la realización de otro tipo de pruebas de laboratorio hubiera conducido a una reducción en el número de falsos negativos

Hasta 175 mujeres deberían haber recibido un tratamiento diferente
Hasta 175 mujeres con cáncer deberían haber recibido un tratamiento diferente, según establecieron los responsables del programa público CervicalCheck, después de hacer una revisión de los resultados de los test originales llevados a cabo por dos laboratorios de Dublín y uno de Estados Unidos.

Recientemente, el mecionado laboratorio estadounidense aceptó compensar a una paciente, la irlandesa Vicky Phelan, con hasta 2,5 millones de euros por un diagnóstico erróneo del cáncer cervical que padece, hoy en estado terminal (le quedan entre seis y doce meses de vida). Según informan sus letrados, una detección temprana hubiera aumentado hasta un 90% sus posibilidades de curación y supervivencia.

Recientemente, un laboratorio estadounidense aceptó compensar a una paciente, la irlandesa Vicky Phelan, con hasta 2,5 millones de euros por un diagnóstico erróneo del cáncer cervical que padece, hoy en estado terminal

162 mujeres no fueron informadas por CervicalCheck de la revisión del programa
Por su parte, del total de 208 mujeres involucradas en el caso, 162 no fueron informadas por CervicalCheck de que se había revisado el programa y no le fueron presentadas sus conclusiones. De hecho, sólo dos de las 17 pacientes fallecidas fueron informadas de ello y aún se desconoce cuántas padecían cáncer cervical.

162 no fueron informadas por CervicalCheck de que se había revisado el programa y no le fueron presentadas sus conclusiones

Según ha manifestado el presidente del Equipo de Gestión de Incidentes Graves del servicio nacional de salud irlandés, Patrick Lynch, las afectadas serán contactadas por sus hospitales.