Inicio ASP Iñaki Pastor: La fisioterapia pediátrica moderna está enfocada a la prevención y...

Iñaki Pastor: La fisioterapia pediátrica moderna está enfocada a la prevención y al desarrollo

Compartir

..Flor Cid.
Iñaki Pastor es fisioterapeuta, especialista en terapia manual pediátrica integrativa, una metodología propia de la que imparte formación por toda España. Además es director del Instituto de Terapias Integrativas y participa como formador TMPI en todo el mundo. Por otro lado, es autor del libro ‘¡Ayúdale a despegar! Todo lo que necesita tu hijo para un desarrollo sin límites junto a Jara Acín. Ha querido explicar a iSanidad. Lo mejor de la Sanidad el apoyo de la fisioterapia pediátrica al desarrollo del niño.

¿En qué casos la fisioterapia pediátrica ayuda al desarrollo del paciente infantil?
Históricamente, la fisioterapia pediátrica se ha utilizado de una forma un poco más específica para los niños que tenían enfermedades, daños, patologías, tanto neurológicas o respiratorias, pero la fisioterapia más moderna está mucho más enfocada también ahora, poco a poco, en la prevención y en la ayuda al desarrollo de cualquier tipo de niño. De cualquier tipo de niño, ya que todos los niños tienen un desarrollo que va a sotener en el futuro sus capacidades físicas, por supuesto; sus capacidades cognitivas, en el cole, sus capacidades de aprendizaje, y capacidades comportamentales también. La fisioterapia puede guiar y educar a las familias, observar los pequeños signos de déficit de desarrollo en los niños, y puede acompañarles en la prevención de problemas futuros, sin duda.

La fisioterapia más moderna está mucho más enfocada también ahora, poco a poco, en la prevención y en la ayuda al desarrollo de cualquier tipo de niño

La principal responsabilidad de un equipo sanitario es la prevención, y específicamente en niños donde los problemas, a veces cuando se ven, ya no es que sea tarde, pero es una pena y uno dice: si lo hubiéramos visto de bebé y hubiéramos empezado a estimular, y la familia hubiera sido consciente de lo que ese bebé necesitaba, igual hubiéramos tenido más oportunidades de optimizar el desarrollo neurológico, físico, óseo, a todos los niveles.

La principal responsabilidad de un equipo sanitario es la prevención

¿Le conviene al pediatra conocer el valor de la fisioterapia pediátrica? Y, ¿lo conoce?
Yo creo que los pediatras conocen bastante bien el papel de la fisioterapia pediátrica, en las áreas respiratorias o neurológicas, en las clásicas. Quizá podríamos ser de gran ayuda en los equipos multidisciplinares, incluso en los centros de Atención Primaria, en la determinación del desarrollo de los niños, en la prevención de problemas de congestión de los padres, la estimulación, la prevención de problemas, tales como aplanamientos de cabeza, en evaluaciones precoces de déficit de desarrollo. Porque ellos hacen un trabajo maravilloso, pero muchas veces están muy limitados por el tiempo y por las áreas principales de observación que tienen, que son importantísimas. Y faltaría, en ciertos casos, un acompañamiento, que ellos se sintieran apoyados por una figura más especializada en desarrollo.

Yo creo que los pediatras conocen bastante bien el papel de la fisioterapia pediátrica, en las áreas respiratorias o neurológicas, en las clásicas

En materia de fisioterapia respiratoria, ¿cómo valora tanto su prescripción, como su utilidad? ¿De manos de quién puede venir prescrita?
La fisioterapia respiratoria que ayuda a tantísimos niños a liberar moco, tanto en problemas pequeños, como pueden ser congestiones, como en problemas un poco más importantes, como bronquiolitis, ese trabajo respiratorio es un trabajo específico de fisioterapia que da una calidad de vida que uno no puede imaginar a tantos niños y a tantas familias. Pero es una fisioterapia que todavía, igual no está instalada en nuestros sistemas públicos de salud. Pero es una fisioterapia imprenscindible, me parece muy necesaria.

La fisioterapia respiratoria es un trabajo específico de fisioterapia que da una calidad de vida que uno no puede imaginar a tantos niños y a tantas familias

De hecho, la fisioterapia respiratoria, probablemente en unos años se convierta en la primera especialidad oficial de la fisioterapia, la fisioterapia respiratoria y cardiovascular, pero sobre todo la respiratoria, por el nivel de evidencia que tiene, que es muy alto.

La fisioterapia respiratoria, probablemente en unos años se convierta en la primera especialidad oficial de la fisioterapia

La sociedad rechaza el dolor, ¿el fisioterapeuta pediátrico ‘educa’ al niño en que el dolor no es grave?
La principal tarea educativa con un niño, siempre es sobre los padres, porque son los padres los que van a estar al lado del niño en las primeras experiencias que el niño tenga de cualquier aspecto de la vida. Tenemos una sociedad que tiene pánico al dolor, y es normal, porque el dolor es una sensación muy desagradable, pero es terrible la cantidad de pacientes crónicos que tenemos y la cantidad de medicación que se consume, antiálgica y antiinflamatoria. Entonces, en este caso yo creo que hay dos partes: una primera parte donde, obviamente, hay que ver de forma precoz y temprana la forma de ayudar al niño a evitar sensaciones desagradables, no solo para él sino para su desarrollo, eso es a nivel médico, a nivel fisioterápico, hay que intentar mejorar las condiciones de salud del niño, que incluye, por supuesto, la percepción suya de bienestar; esa es una parte. Por otra parte, es verdad que los padres y los profesionales, pero primero los padres, no podremos evitar que en algún momento nuestros hijos tengan una caída, una fiebre, un dolor de boca o de muelas o de dientes, y vamos a vivir experiencias de dolor. Educar en las experiencias de dolor es una gran forma de reducir pacientes crónicos en el futuro.

Hay que ver de forma precoz y temprana la forma de ayudar al niño a evitar sensaciones desagradables, no solo para él sino para su desarrollo, eso es a nivel médico, a nivel fisioterápico

Los estudios en neurociencia moderna sobre el dolor crónico constatan que los pacientes con dolor crónico, muchas veces tienen moduladores, o sea, distintos factores que determinan o que influyen en esa continuación del dolor, que son factores familiares o de experiencias personales mal gestionadas. Estamos seguros que si pudiéramos ayudar a los niños, a través de los padres, a vivir la experiencia de dolor de una forma más natural, no digo los dolores que no se puedan gestionar, sino los dolores accidentales que podemos tener, si pudiédamos ayudarles a tener una experiencia sin miedo, con afecto, estando presentes, pero tampoco estando hipernerviosos, explicándoles que el cuerpo también, para recuperarse, a veces utiliza la inflamación como la fiebre, que es un sistema curativo del cuerpo; a veces el malestar que tenemos es para obligarnos a descansar; la regeneración de una herida siempre viene con inflamación e hipersensibilidad. Entonces, podemos ver que hay algunas de estas molestias que son normales, que van a pasar, son signos del cuerpo que intenta reaccionar frente a cosas que le pasan, pues las experiencias dolorosas de la vida, podríamos verlas con otra perspectiva.

El contacto que tenemos los fisioterapeutas pediátricos en relación con los padres es muy importante, es la oportunidad que tenemos de compartir, a veces a nivel semanal, o periódico, atenemos mucha relación con los padres y no hay fisioterapia pediátrica sin implicar a la familia en todo el proceso terapéutico, eso es esencial y es una recomendación de la Organización Mundial de la Salud. La familia tiene que estar siempre implicada en los procesos de recuperación de los niños.

El contacto que tenemos los fisioterapeutas pediátricos en relación con los padres es muy importante, es la oportunidad que tenemos de compartir

¿Prescribe el médico a un fisioterapeuta pediátrico?
Es una cuestión de las limitaciones existentes en nuestro sistema de salud. En los adultos, que tienen en sus centros de salud fisioterapeutas, tienen una facilidad los médicos generales mayor para derivar a fisioterapia, porque en el mismo centro de salud hay un servicio que puede atender a esos pacientes y pueden mejorar la calidad de vida de esos pacientes. El problema en pediatría es que los pediatras no disponen en sus centros de salud de fisioterapeutas especializados. Esto hace que en el caso de que les interese una opinión fisioterápica o un tratamiento, para poderlos derivar tienen que derivarlos a servicios centralizados, en general. Hablo en general porque igual cada Comunidad Autónoma tiene su sistema. Y eso dificulta el acceso de los niños a la fisioterapia, aunque el pediatra en ciertos momentos pueda considerar que es bueno, el proceso tiene más complicación.

El problema en pediatría es que los pediatras no disponen en sus centros de salud de fisioterapeutas especializados

¿Qué aporta un libro como ‘¡Ayúdale a despegar!’? ¿Es para pacientes o para profesionales?’
El reto del libro era poder llegar a las familias, pero que fuera de mucho interés para los profesionales. Es una cosa un poco complicada, porque cuando uno elige el lenguaje y los ejemplos, es difícil alcanzar estos dos grupos. Pero realmente yo creo que lo hemos conseguido, ofrecer una información extensa a las familias, muy clara, con ejemplos muy precisos de las distintas áreas de desarrollo del niño, tanto físico como emocional, de los ejemplos y las tareas que pueden ayudar a estos niños, de cosas que se pueden hacer en casa, de cosas que los padres pueden comprender que los niños están necesitando para su desarrollo; pero a la vez está siendo una sorpresa para nosotros por su mucho interés para los profesionales.

El reto del libro era poder llegar a las familias, pero que fuera de mucho interés para los profesionales

Ellos no sabían cómo explicar a las familias ciertas cosas y, a través del libro, primero comprenden una dimensión que es la interrelación entre las cosas, ver cómo ciertos problemas en el desarrollo de un bebé pueden convertirse en problemas en el desarrollo más adelante, o cómo hay una realación entre ciertos aspectos del desarrollo, como por ejemplo la mano y la boca, los aspectos manuales y los problemas de verbalización o de masticación, comunicación… Hay cosas muy interesantes que los profesionales aprovechan y les permite comprender también hasta qué punto la fisioterapia puede ser útil, en cualquier niño. Un optometrista, un logopeda, un psicólogo, puede comprender mucho mejor el papel de la fisioterapia, y los otros profesionales el papel de la psicología, que constituye la otra gran parte del libro.