Inicio ASP Descubren una proteína clave en la regulación del ciclo de vida del...

Descubren una proteína clave en la regulación del ciclo de vida del parásito que causa la malaria

Compartir

..Emilio Ramirez
Investigadores de la Universidad de Glasgow (Escocia) y del Wellcome Sanger Institute (Reino Unido) han descubierto que la proteína AP2-G es clave en la regulación de vida del parásito que causa la malaria, el ‘Plasmodium falciparum’, que se transmite a los humanos por la picadura de un mosquito del género ‘Anopheles’, y únicamente las hembras de esas especies, infectando primero el hígado y luego la sangre.

Publicado en la revista Nature Microbiology, este hallazgo puede ser una esperanza para descubrir nuevas estrategias para prevenir la aparición de esta enfermedad.

En concreto los científicos diseñaron un nuevo sistema experimental para investigarel papel de AP2-G en la vida del parásito. De esta forma descubrieron que AP2-G es el “interruptor maestro” en el parásito que controla un patrón de expresión genética esencial para que el mismo infecte a los mosquitos.

Según datos de la OMS, en 2016 se registraron 216 millones de casos de malaria 

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), en 2016 se registraron 216 millones de casos de malaria, frente a los 211 millones de 2015 y los 237 millones de 2010, de los cuales, un 90% se contabilizaron en la región africana. El número de muertes por esta patología descendió ligeramente en 2016, con 445.000 fallecimientos frente a los 446.000 estimados de 2015. El 80% de los decesos se concentraron en 14 países de África subsahariana y la India, según la OMS.

En palabras del director del Wellcome Center for Molecular Parasitology de la Universidad de Glasgow, Andy Waters, “este  nuevo enfoque experimental nos permitió confirmar que AP2-G controla las vías de desarrollo de vital importancia en los gametocitos y que controla la expresión génica y el desarrollo”. Por otra parte, prosigue, “también demostramos que los genes específicos masculinos y femeninos se expresan y que el bloqueo de la expresión de uno de estos genes da como resultado parásitos que no pueden formar gametocitos masculinos, lo que pone fin al ciclo de vida del parásito”.

El estudio pone de manifiesto lo flexible que es el ciclo de desarrollo del parásito que causa la malaria, el ‘Plasmodium falciparum’

Por su parte, el doctor del Centro Wellcome para Parasitología Molecular de la Universidad de Glasgow, Katarzyna Modrzynska, considera que el estudio también ha revelado qué flexible es el ciclo de desarrollo del parásito. “Al activar este gen, podríamos convertir casi todos los parásitos en gametocitos, algo nunca visto en la naturaleza. Incluso los parásitos que ya han invadido los glóbulos rojos y que estaban a unas horas de la división asexual podrían transformarse en formas sexuales completamente funcionales, un acto que previamente se pensó que requería al menos un ciclo de multiplicación adicional en preparación”, concluye.

Artículos relacionados