Inicio ASP 3,3 millones de euros, la mayor indemnización de la historia de España...

3,3 millones de euros, la mayor indemnización de la historia de España por una mala cesárea


..Redacción.

Un niño con un 92% de discapacidad que no ve, no se mueve, no habla, por culpa de una cesárea que llegó demasiado tarde, y es que aquel 23 de abril de 2005 en el que nació, cambió por completo la vida de una familia madrileña que por entonces vivían en Barcelona.

Como informa El Mundo, más de una década ha luchado esta familia y su abogado para hacer justicia que, aunque lenta, ha llegado, pero para nada va a paliar el daño causado a este chico de 13 años y a su familia.

El abogado de la familia piensa recurrir la sentencia y alcanzar los cinco millones y medio que demandaban

La sentencia con fecha 5 de octubre de 2018 en Madrid es histórica en España, y es que han conseguido que la aseguradora del hospital pague la mayor indemnización por negligencia médica en nuestro país: 3,3 millones de euros (1.934.184 euros más intereses), cifra que el letrado de la familia no está de acuerdo, por lo que piensa recurrir y poder alcanzar los cinco millones y medio que demandaban. para “cubrir los daños y perjuicios acreditados, ni más ni menos. Las carpetas y carpetas de facturas pagadas por los padres, y las que tendrán que pagar en el futuro”, declara a El Mundo.

Embarazada de 26 semanas, tras realizarle una analítica, ya revelaba su anemización, indicio de que estaba perdiendo sangre y la placenta desprendiéndose, explica el abogado

Los hechos se remontan al 22 de abril de 2005 por la noche, cuando la madre, embarazada de 26 semanas, al sentir unos fuertes dolores y contracciones fue llevada al servicio de urgencias del hospital. En principio su estado era bueno, pero a las 10:30 del día siguiente, tras realizarle una analítica, como informa el abogado al citado medio, “ya revelaba su anemización, indicio de que podía estar perdiendo sangre, y la placenta desprendiéndose. Esto podía suponer un problema tanto para ella como para el niño por falta de oxígeno”.

La analítica se repitió al mediodía, “pero nadie la examinó hasta las 18: 00 horas. Fue entonces cuando se dieron cuenta de lo que estaba pasando y se decidió realizar la cesárea. Pero, además, la extracción del feto, en lugar de llevarse a cabo en los siguientes 10 minutos como es habitual, no se practicó hasta 50 minutos después”. El abogado se cuestiona varias cosas, en primer lugar que por qué no había ningún ginecólogo de guardia -recordar que el niño nació el 23 de abril, festividad en toda Cataluña por Sant Jordi-, no había el personal suficiente, y si lo había, es evidente que no ejerció como debía “y se les pasó comparar las dos analíticas”.

¿Qué dice la aseguradora y el hospital?
En declaraciones a Crónica, suplemento de El Mundo, tanto la aseguradora como el centro médico no se ponen de acuerdo, dicho de otra manera, “echan balones fuera”. La aseguradora considera que “la responsabilidad de la mala praxis recae en el hospital y el médico”. La aseguradora “no interviene en la realización del acto médico ni lo supervisa”. Desde el hospital afirman que no tiene constancia de ninguna “denuncia alguna contra el hospital en relación a este caso”. Para el abogado, tanto la aseguradora como el hospital, hicieron “creer desde el principio, faltando a la verdad, es que los daños eran consecuencia del parto prematuro, además, no nos aportaban la documentación que pedíamos, y en 2009 tuve que demandar” al hospital “para que me dieran la historia clínica”.

Sólo un tercio de las negligencias médicas consiguen el respaldo de los tribunales

Un especialista en neurología, contactado por El Mundo, lamenta que estos hechos, por desgracia son habituales. “Según mi experiencia de más de 10 años haciendo peritajes, los hospitales tienden a no dar la información que se les pide. Aportan, cuando lo hacen, hojas mecanografiadas después de los hechos que no son las fuentes objetivas, sino interpretaciones suaves de lo que sucedió”. Este médico estima que sólo un tercio de las negligencias médicas consiguen el respaldo de los tribunales, debido también “a que los jueces no entienden de estos temas […] Los juicios mejorarían si estuvieran formados o preparados en este campo, si hubiera jueces especializados”.

.Fuente: El Mundo

Noticias complementarias