Inicio ASP Dr. Ángel Cequier: “Estamos desarrollando el proyecto Avacar para aumentar la calidad...

Dr. Ángel Cequier: “Estamos desarrollando el proyecto Avacar para aumentar la calidad de los procesos cardiológicos en España”

Presidente de la Sociedad Española de Cardiología

Proyecto-Avacar

..Cristina Cebrián.
En nuestro país apenas se conocen los resultados de los principales procedimientos asistenciales en cardiología. Por ello, desde la Sociedad Española de Cardiología (SEC) ya se han puesto manos a la obra para revertir esta situación. El presidente de la SEC, el Dr. Ángel Cequier, explica en esta entrevista para iSanidad los detalles del proyecto Avacar (Añadir VAlor en CARdiologia). El objetivo de esta iniciativa es identificar escenarios de mejora para facilitar su análisis y proponer soluciones con el fin de conseguir estándares de calidad.

Esta es una de las líneas estratégicas que el nuevo presidente de la cardiología española quiere impulsar para los próximos dos años, pero no es la única. Formación, investigación y análisis son algunos de los objetivos que se marca el Dr. Ángel Cequier al frente de la SEC.

¿Cuáles van a ser sus principales líneas estratégicas para los próximos dos años al frente de la SEC?
Teniendo en cuenta que uno de los pilares más importantes de la SEC es la formación, estamos intentando modificar los planes formativos para establecer nuevas estrategias. Según las encuestas que realizamos cada año, más del 80% de los alumnos encuestados priorizan la formación online frente a la presencial. Con lo cual, vamos a direccionar aún más este tipo de formación, porque es realmente lo que piden los profesionales para formarse. La formación presencial la dejaremos para aspectos muy monográficos, que sean muy interactivos o de discusión de programas. Esto se realizará en núcleos más reducidos.

proyecto-Avacar-cardiología

Vamos a direccionar aún más la formación online porque es realmente lo que piden los profesionales para formarse

También estamos introduciendo la formación por simulación. Estamos viendo que las simulaciones se están desarrollando de una manera muy importante. Por ejemplo, tenemos un acuerdo con un centro de Granada por el que estamos realizando la tercera edición de un programa formativo para residentes de segundo año. En este periodo ya tienen contacto con la Cardiología, aunque es muy limitado.

Por tanto, durante un día y medio participan en programas en los que les colocamos ante situaciones de escenarios clínicos muy diferentes. Por ejemplo, un paciente que está en shock cardiogénico, pacientes con arritmia o con angina, etc. Se trabaja con actores y maquetas de manera que se consigue una inmersión absoluta de estos profesionales en situaciones que van a encontrarse en la práctica diaria. El hecho de reproducirlas en una situación controlada hace que el aprendizaje sea espectacular.

Por otro lado, durante el último Congreso Nacional de la SEC se realizó un curso de simulación para comunicar malas noticias. Durante la carrera no se enseña a los profesionales a enfrentarse a este tipo de situaciones. Incluso estamos planteando la posibilidad de desarrollar programas de simulación online. Pensamos que son pasos que deben realizarse y les estamos dedicando mucho esfuerzo.

Con el proyecto Avacar pretendemos conocer los resultados de los procedimientos cardiológicos en torno a unos cien hospitales españoles

Además, en el mes de febrero organizamos un Congreso Nacional online. Este se complementa con el congreso que hacemos en octubre. De alguna forma intentamos dirigirlo con aspectos mucho más docentes para alcanzar a otros profesionales que están en relación con pacientes cardiológicos.

Ángel-CequierPor otro lado, uno de los proyectos que queremos desarrollar en los próximos dos años es el proyecto Avacar (Añadir VAlor en CARdiologia). En España no se conocen los resultados de los principales procedimientos asistenciales en cardiología. Aunque sí se hicieron algunas aproximaciones, como el proyecto Incardio, para identificar indicadores de calidad.

Con Avacar pretendemos conocer los resultados de estos procedimientos en alrededor de cien hospitales españoles. El objetivo es identificar escenarios de mejora para facilitar su análisis y proponer soluciones para conseguir estándares de calidad. Vamos a intentar que todos estos hospitales, de alguna forma, homogeneicen las altas hospitalarias, por lo que posteriormente será más fácil establecer análisis comparativos.

La implantación del proyecto Avacar se hará a partir de enero de 2020, aunque no obtendremos datos hasta mediados de 2021

Intentaremos obtener estos resultados anualmente y, en aquellos centros en los que los resultados no sean óptimos, se les ofrecerá programas de mejora; así como ponerles en contacto con aquellos centros que hagan los procesos de manera eficiente para que, globalmente y de forma continuada, podamos incrementar la calidad de los procesos cardiológicos en los hospitales españoles. Tanto de infarto agudo de miocardio como de insuficiencia cardiaca, arritmias y procedimientos como la angioplastia, cirugía cardiaca, coronaria, valvular, etc.

Ahora estamos empezando a diseñar el proyecto. Estamos trabajando con los diferentes servicios y ya hemos diseñado su homogeneización. Yo creo que su implantación se hará a partir de enero de 2020, aunque no obtendremos datos hasta mediados de 2021. Es, por tanto, un proceso muy ambicioso. Pero se trata de datos que intentaremos tener anualmente, porque ahora los tenemos con un retraso de unos tres años. Desafortunadamente en España no se conocen los resultados de muchos procedimientos, por lo que queremos avanzar en esto, con transparencia, para mejorar los resultados.

Tenemos otra iniciativa propia que queremos desarrollar en estos dos años y que está relacionada con la investigación. Se trata de un proyecto de tres años de duración con el que dar respuesta a un problema de salud cardiovascular. Tiene un impacto clínico y decenas de hospitales españoles participarán en un estudio multicéntrico y aleatorizado. Se establecerá un problema asistencial de salud cardiovascular para intentar dar respuesta con este ambicioso estudio.

investigación-biomédica

La inversión que hay para la investigación en España es muy limitada y esto lo vamos a pagar en los próximos años

Evaluadores externos no españoles se encargarán de analizar los proyectos que se presenten para comprobar que realmente tienen una calidad suficiente. Probablemente durante los primeros meses haremos una convocatoria muy reducida para que aporten ideas de potenciales proyectos y después establecer una convocatoria formal y completa.

También hay un par de aspectos novedosos que trataremos de implementarlos el año próximo. Uno de ellos es la creación de foros de discusión entre profesionales de la SEC, técnicos de la Administración y representantes de la industria sanitaria. El objetivo es crear un escenario de análisis y debate sobre aspectos que directamente pueden influir en el manejo de pacientes con patología cardiovascular. Este foro puede aportar información muy importante desde diferentes puntos de vista, especialmente en un tipo de actuación asistencial compleja como es la nuestra. 

¿En España se investiga lo suficiente en enfermedades cardiovasculares?
Yo creo que no. Si comparamos los recursos dedicados a la investigación sanitaria con otros países, son muy reducidos. Además, el impacto que tienen las enfermedades cardiovasculares es la primera causa de mortalidad. La falta de investigación sanitaria y concretamente en cardiología es un problema. Desafortunadamente la inversión que hay para la investigación en España es muy limitada y esto lo vamos a pagar en los próximos años.

Quizá no hemos insistido lo suficiente en el impacto de las enfermedades cardiovasculares. Nosotros mismos hemos banalizado esto

Yo creo que los recursos son muy bajos por lo que se debe insistir mucho más en investigación. Si nos fijamos, en los países desarrollados la inversión que se realiza en investigación realmente es muy elevada y traduce la realidad del futuro o los objetivos de un país. Desafortunadamente en España la cultura de la investigación no está extraordinariamente arraigada, sobre todo en quien tiene que tomar este tipo de decisiones. 

El aumento del sedentarismo, la obesidad y la diabetes, ¿son los actuales retos que afronta el cardiólogo? ¿Qué debería hacerse para reducir estos factores de riesgo cardiovascular?
Tenemos una parte de responsabilidad. No hemos sabido transmitir el impacto y la importancia de las enfermedades cardiovasculares. De hecho, si preguntamos a una población sobre el impacto del cáncer y el impacto de las enfermedades cardiovasculares, tiene más impacto el primero.

obesidadQuizá no hemos insistido lo suficiente en el impacto de las enfermedades cardiovasculares. Nosotros mismos hemos banalizado esto. Hay actores y deportistas famosos que han sufrido un infarto de miocardio y ahora tienen un aspecto perfecto. La lectura que hace muchas veces la población no es la correcta. Sin embargo, sigue siendo la principal causa de mortalidad.

No lo estamos haciendo bien porque España es uno de los países de Europa, sino el que más, con mayores tasas de obesidad infantil

Además, no lo estamos haciendo bien porque España es uno de los países de Europa, sino el que más, con mayores tasas de obesidad infantil. Indudablemente el impacto de esto no va a aparecer cuando estas personas tienen 20 años, van a aparecer a los 40 o 45 años.

Teniendo en cuenta lo fácil que es reducir el impacto que pueden tener aspectos como el sedentarismo o una mala alimentación sobre las enfermedades cardiovasculares, solamente con ejercicio y dieta se pueden reducir, corregir o evitar una gran parte de las enfermedades cardiovasculares. Pero, entre todos, necesitamos transmitir esto a la población y es algo que no estamos haciendo.

Necesitamos la ayuda de la Administración, de los medios de comunicación y de los protagonistas. Estos tienen un alcance mucho más importante que las sociedades científicas para llegar a la población. Las enfermedades cardiovasculares van a ser una epidemia en las próximas décadas.

De momento los medicamentos biológicos no han supuesto un problema para la cardiología

¿Cuál es el nuevo rol del cardiólogo con respecto al uso de medicamentos biológicos y sus efectos secundarios?
En cardiología hay pocos medicamentos biológicos y los pocos que ha habido creo que no han aportado absolutamente nada, a excepción del impacto sobre los costes. En este sentido, hay pocos medicamentos biológicos en esta especialidad. El impacto es tremendamente reducido.

biosimilares-cardiologíaAhora si que van a aparecer algunos que van a tener impacto pero la concienciación, cultura y formación que hay tradicionalmente entre los cardiólogos y por parte de la sociedad científica, creo que de momento no van a suponer un problema muy importante en comparación con otras especialidades donde los medicamentos biológicos las están invadiendo.

En cuanto a las enfermedades cardiovasculares aún no hemos llegado a los posibles niveles de utilización que se están produciendo en otras especialidades. Con lo cual, de momento para nosotros los biológicos aún no han supuesto un problema. Ya tenemos bastantes problemas por ejemplo con los anticoagulantes de acción directa.

¿Cree que ha mejorado la situación en España con respecto a los programas de Angioplastia Primaria?
Afortunadamente todos tenemos que felicitarnos porque estos programas ya se han implantado en todas las comunidades autónomas. Otra cosa es cómo se están desarrollando. La SEC y especialmente la sección de Hemodinámica y Cardiología Intervencionista han realizado un esfuerzo muy importante en el último año.

Hemos desarrollado un documento con las recomendaciones y requerimientos para que los programas de Angioplastia Primaria sean sostenibles

En primer lugar, para analizar cómo se están efectuando estos programas, ya que pueden situarse en escenarios de alta vulnerabilidad. Hemos desarrollado un documento con las recomendaciones y requerimientos para que estos programas sean sostenibles. Después, estamos analizando aquellos programas que pueden mejorar a partir de sus limitaciones.

En este momento lo más importante ya está hecho y es que todas las CC. AA. tienen programas de Angioplastia Primaria. Ahora tenemos que ver que estos se hagan con los niveles de calidad y excelencia adecuados para que aporten el máximo beneficio para los pacientes.

¿Qué le diría a los futuros médicos MIR que quieran dedicarse a la cardiología?
Indudablemente les diría que es una especialidad apasionante. Hemos tenido la suerte, en las últimas décadas, de vivir la explosión desde el punto de vista de aportación de innovación, de mejoría para los pacientes y de aplicación de nuevos tratamientos.

El manejo de los pacientes cardiovasculares seguirá teniendo una demanda muy importante en el futuro

El manejo de los pacientes cardiovasculares seguirá teniendo una demanda muy importante en el futuro. Por lo tanto, confluyen dos escenarios. Uno es la demanda asistencial, que va a aumentar de manera muy importante. El segundo es que se trata de una especialidad en la que la innovación es prácticamente la regla. Con estos dos escenarios es fácil adquirir una inmersión y una pasión por la cardiología muy importantes.

Noticias complementarias