Inicio ASP La Junta Directiva de SEMERGEN sigue actuando al margen de los estatutos

La Junta Directiva de SEMERGEN sigue actuando al margen de los estatutos

Compartir

Alfonso González
La Junta Directiva Nacional de SEMERGEN encabezada por el Dr. Llisterri, que ganó las elecciones en febrero de 2012, quiere controlar todas y cada una de las direcciones autonómicas y está interpretando los estatutos a su antojo para conseguirlo y todo el que se no sea de su cuerda parece que será eliminado. El Dr. Llisterri encabezó la candidatura ganadora de 2012 porque, como miembro de los grupos de trabajo de hipertensión, el más importante dentro de la sociedad, era el que podía atraer más votos y aunque presumía de ser una persona esencialmente científica está demostrando que controlar la sociedad es también parte de sus objetivos. Lejos queda su inicial interés de que “el socio es el verdadero motor de generación de ciencia e investigación y desde la nueva Junta Directiva Nacional entendemos que hay que volcar de nuevo nuestra atención en él”

La esperpéntica actuación en Madrid de la Junta Directiva Nacional con motivo de las elecciones, que ha llevado a entregar la dirección a una Junta Gestora con acusaciones de no ser legal, está repitiéndose en Facme y en el País Vasco.

El nuevo episodio de falta de atención a los estatutos, y cuidado de la sociedad y de las personas que la forman se está llevando a cabo en Facme, donde SEMERGEN estaba representada por la Dra. Paloma Casado. A ella le han enviado una carta de destitución sin comunicárselo a Facme, como tampoco habían comunicado el nombre del sustituto en el cargo. Las malas formas y las disputas internas de la Junta Directiva Nacional se airean y afectan al resto de sociedades científicas, que empiezan a exigir una solución al conflicto porque ninguna quiere ser identificada con estas irregularidades.

Ridículo democrático en el País Vasco
De la misma manera que se han efectuado presiones sobre la Junta Electoral de Madrid denunciadas públicamente por el ya ex-Secretario, el Dr. Nuño Aquilino, se han debido efectuar presiones sobre la Junta Electoral del País Vasco que extrañamente dimitió en bloque, asegura el Dr. Mediavilla, cabeza de lista de una de las candidaturas. Una vez visto que parece que la candidatura “oficialista” liderada por el Dr. Rafael Alonso no cumplía con los requisitos que exigen los estatutos, la Junta Electoral ha dimitido sin dar razones y la JDN ha nombrado una Junta Gestora en lugar de relevar a los miembros de la Junta Electoral.

La muestra más absoluta de los abusos ha llegado con la designación de una Junta Gestora que está formada por los miembros de la candidatura oficialista. Lo que la JDN no ha conseguido legalmente lo ha hecho de manera “anormal” y la nueva Junta Gestora es “juez y parte”, ni debía haber sido elegida ni debería haber aceptado. El criterio que dice utilizar para el Pais Vasco es el contrario al que utiliza en Madrid.

Con esta decisión queda claro que la Junta Directiva Nacional no quiere dar a los socios la posibilidad de elegir a sus representantes legítimos mediante elecciones. En los dos únicos sitios en los que se ha dado esta posibilidad, Madrid y País Vasco, la Junta Directiva Nacional ha intervendido e interferido en las elecciones a favor de la candidatura que más les ha interesado, que casualmente en ambos casos, no cumplían con los requisitos para presentarse.