Inicio ASP La SEGO fomenta la conservación de la sangre del cordón umbilical

La SEGO fomenta la conservación de la sangre del cordón umbilical

Compartir

La Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO) considera importante fomentar la sangre del cordón umbilical. Para ello ha preparado un documento en el que explica los beneficios de las células madre de estos tejidos en numerosas enfermedades. El Dr. Luis Madero, uno de los coordinadores del documento, explica que las 60.000 unidades que tiene España repartidas en los siete bancos públicos son suficientes para atender las necesidades de la población española.

En estos momentos las células madre del cordón umbilical sirven para tratar más de setenta enfermedades como leucemias agudas y crónicas, algunos síndromes mielodisplásicos, linfomas, algunas anemias, aplásica severa y de Fanconi, inmunodeficiencias combinadas o trastornos heredados del sistema inmune.

Los autores del documento afirman que para mantener la calidad y el número actual de muestras debería recogerse al menos en el 20% de los partos. Para ello, siguen, debería informarse de una manera más profunda y concienzuda a los ginecólogos, que son los que lo transmiten a los padres, “los obstetras a veces no conocen el importante papel que tienen estos procesos para futuros trasplantes, y que si no se mantienen las condiciones adecuadas no se van a poder realizar“, ha añadido Madero.

Las muestras donadas a los bancos públicos son recogidas sin coste para los padres, y están disponibles para cualquier ciudadano que lo solicite, bien nacional, bien dentro de un sistema internacional al que pertenece España. De hecho, según informan los autores el 72% de las muestras utilizadas lo son por bancos de otros países.

Las primeras muestras fueron recogidas hace 10 años, pero no tienen el nivel de calidad actual porque entonces no se conocían los requisitos más adecuados para garantizar su uso futuro.

¿Conservación pública o privada?
El almacenamiento privado conservado fuera de España generalmente, tiene un elevado coste, pero a cambio con la garantía de que podrán disponer de las células en caso de necesidad. No obstante, para muchas enfermedades no se puede recurrir al trasplante autólogo -con células propias del mismo paciente-, por lo que guardarlas en un banco privado solo sería útil en caso de que un hermano u otro familiar las necesite, siempre que sea histocompatible.

Madero considera razonable que los padres puedan contar con ambas alternativas pero admite que con el número de muestras que hay actualmente almacenadas “las probabilidades de encontrar células madre de cordón umbilical compatibles son muy elevadas“.
..Alfonso González