Inicio Actualidad La administración de sedantes podría prevenir el delirio tras la cirugía

La administración de sedantes podría prevenir el delirio tras la cirugía

Compartir

Publicado en Diario Médico
Administrar sedantes a los pacientes después de una intervención quirúrgica podría reducir hasta en un 65 por ciento el riesgo de delirio postoperatorio, según datos publicados en The Lancet por investigadores del Imperial College de Londres (Reino Unido) y el Hospital Universitario de Pekín (China). Este trastorno es frecuente en quienes se someten a una operación importante, causándoles confusión e incluso alucinaciones, algo que afecta sobre todo a los pacientes de más de 65 años. Sin embargo, los autores de este trabajo aseguran que los sedantes pueden ser útiles para ayudar al cerebro a recuperarse tras la cirugía. En principio, se consideran delirios posoperatorios solo los episodios que tienen lugar en los dos días posteriores a la exposición a anestesia general, e incluye desde síntomas relativamente leves, en los que los pacientes no saben su nombre ni dónde están, a otros más graves que pueden dar lugar a comportamientos agresivos, en los que el paciente puede creer que le están haciendo daño.