Inicio ASP ¿Por qué no sustituimos los famosos por microinfluencers sanitarios?

¿Por qué no sustituimos los famosos por microinfluencers sanitarios?

Compartir

Recién llegado del XIV Congreso Nacional de la Federación Empresarial de Farmacéuticos Españoles (FEFE), donde se abordaron numerosos asuntos de actualidad que afectan al sector sanitario, un tema relacionado con las estrategias de comunicación de salud me llamó mucho la atención: la importancia de los microinfluencers sanitarios.

En la mesa dedicada a las Nuevas Tecnologías de la Comunicación e Información (TIC), moderada por la farmacéutica María José Cachafeiro (muy popular por su blog La botica de Teté) los expertos participantes destacaron la relevancia y potencial utilidad en estrategias de social media de los microinfluencers sanitarios.

Pero ¿qué son los microinfluencers? Los microinfluencers no son estrellas de la tele, ni de la música ni jóvenes You Tubers con cientos de miles de seguidores. Los microinfluencers en el sector sanitario son farmacéuticos, médicos, enfermeras… profesionales que pueden inspirar con su ejemplo a otros usuarios y llamar a la acción. No tienen muchísimos seguidores pero provocan en otros usuarios en redes de similares perfiles una clara empatía y pueden transmitir conocimientos y experiencias prácticos y útiles.

Los microinfluencers en el sector sanitario son farmacéuticos, médicos, enfermeras… profesionales que pueden inspirar con su ejemplo a otros usuarios

En la mesa del Congreso de FEFE se destacó que los microinfluencers son mucho más eficaces en campañas de comunicación para conectar con la audiencia que los archiconocidos famosos. Los famosos han sido utilizados tradicionalmente como imagen de muchas campañas o lanzamientos en el sector pero su identificación con los objetivos de dichas campañas, en demasiadas ocasiones, dejan mucho que desear. Con que pongan su cara no basta para comunicar mensajes de forma eficaz. Además, su conocimiento del sector suele ser casi nulo y el coste de contratarlos, elevado.

Por lo tanto, ¡sustituyamos los famosos por microinfluencers sanitarios y nuestras campañas de comunicación ganarán con ello! Podrán conectar mucho más fácilmente con la audiencia a la que nos dirigimos y transmitir conocimiento, al ser expertos en sus respectivas áreas.
..Ricardo Mariscal. COM SALUD