Inicio ASP Científicos canadienses crean sensor para detectar células cancerosas

Científicos canadienses crean sensor para detectar células cancerosas

Compartir

Equipo de investigadores canadienses anunciaron el perfeccionamiento de un sensor portátil que permitirá a los cirujanos detectar con precisión todas las células cancerígenas en tiempo real durante operaciones de cerebro, colon, piel y pulmón.

El artefacto es extremadamente sensible. Es capaz de detectar el ciento por ciento de las células cancerosas. Y es muy importante para un cirujano porque le permite tomar una decisión informada durante la operación, sostuvo Kevin Petrecca, investigador del Instituto Neurológico de la Universidad McGill, en Montreal, provincia de Quebec.

En 2015, un equipo formado por investigadores de la Politécnica de Montreal, el Centro de Investigación del Hospital de la Universidad de Montreal y del Instituto Neurológico de la Universidad McGill anunció la creación de un sensor portátil que permitía detectar casi todas las células malignas durante las cirugías cerebrales.

Sin embargo, perfeccionaron su invención y diseñaron un nuevo aparato más preciso, sensible y específico, que es capaz de detectar, de manera infalible, no solo las células cancerosas en el cerebro, sino también las de colon, piel y pulmón.

En la actualidad, un cirujano que duda en extraer más tejidos debe recoger células, congelarlas y enviarlas a patología, explicó el profesor de la Politécnica de la Universidad de Montreal Frédéric Leblond, quien junto con Petrecca son los autores principales del estudio publicado en la revista “Cancer Research”.

Como se congela el tejido, la información a menudo no es buena. Y se tarda una hora, hora y media para obtener los resultados. Atrasa en gran medida el proceso de la cirugía y algunas veces deja las células cancerosas que causan recaídas, apuntan.

Agregaron que ahora “somos capaces de detectar con la herramienta las células cancerosas que simplemente no son detectables por el cirujano durante la cirugía, y eso tanto por palpación como por detección visual y resonancia magnética”.

El instrumento, que consiste en fibras ópticas, produce luz que hace vibrar las células de tejidos humanos. El análisis en tiempo real de estas vibraciones permite al cirujano diferenciar durante la operación, el tejido normal del tejido canceroso de sus pacientes.

La primera versión de la sonda, producida en 2015, detectaba más del 90 por ciento de las células cancerosas. La nueva versión, es prácticamente infalible, subraya el artículo.

Tal invención permitirá que personas con tipos de cáncer generalizados puedan vivir más tiempo y reducir su riesgo de recurrencia
..Redacción