Inicio ASP El Hospital Rey Juan Carlos incorpora un quirófano híbrido que minimiza la...

El Hospital Rey Juan Carlos incorpora un quirófano híbrido que minimiza la radiación y mantiene la seguridad

..Redacción.
En línea con su visión de mejora constante de la calidad en el equipamiento tecnológico, humano y asistencial, teniendo como banderas los valores de innovación y trabajo en equipo, el Hospital Universitario Rey Juan Carlos acaba de incorporar a sus instalaciones un quirófano híbrido de última generación que convierte al centro madrileño en referente en su entorno en cuanto a dotación tecnológica.

Como informa el grupo Quirónsalud, el modelo Hybrid OR de quirófano híbrido permite realizar procedimientos quirúrgicos convencionales que, mínimamente invasivos con acceso percutáneo o una combinación de ambos (cirugía híbrida) en un mismo paciente, se pueden realizar al mismo tiempo y en la misma sala quirúrgica, manteniendo estándares de eficacia y seguridad elevados y, por ende, en beneficio del paciente.

El modelo Hybrid OR de quirófano híbrido minimiza las dosis de radiación recibidas por el paciente y personal sanitario

En palabras del Dr. Tomás Bolívar, especialista del Servicio de Angiología y Cirugía Vascular del Rey Juan Carlos, el modelo Hybrid OR de quirófano híbrido permite “minimizar las dosis de radiación recibidas por el paciente y personal sanitario y reducir los tiempos quirúrgicos y el número de procedimientos realizados a un mismo paciente”.

Asimismo, prosigue el especialista, “la calidad de imagen obtenida con estos equipos evita los incidentes y aumenta la seguridad del procedimiento”, mientras que “la posibilidad de integrar imágenes de pruebas radiológicas previas y la adquisición in situ de imágenes de gran calidad en 3D permite reducir el uso de contrastes, evitando riesgos potenciales y disminuyendo la tasa de complicaciones”, añade.

El modelo Hybrid OR de quirófano híbrido disminuye las estancias en la Unidad de Cuidados Intensivos y en la planta de Hospitalización y una más rápida recuperación de los pacientes

Otras prestaciones y, por tanto beneficios asociados a este quirófano híbrido es que disminuye las estancias en la Unidad de Cuidados Intensivos y en la planta de Hospitalización, además de una más rápida recuperación de los pacientes. Este modelo de quirófano híbrido “responde a la necesidad de combinar técnicas de alta complejidad en un entorno que posibilite la resolución de cualquier eventualidad con las máximas garantías”, tal y como indica el Dr. Tomás Bolívar.

En los últimos años, huelga decir que estamos asistiendo, en concreto en el caso de la cirugía vascular y cardíaca a un más que notable aumento de procedimientos endovasculares, que tratan patologías cada vez más complejas con abordajes cada vez menos invasivos, lo que explica esta evolución de las actuales salas de radiología intervencionista. No obstante, sería un error pensar que la utilidad de este quirófano híbrido se limita a la cirugía vascular y cardíaca, y es que puede usarse para biopsias guiadas por radioscopia en Cirugía Torácica, Cirugía Ortopédica con reconstrucciones óseas en 3D, Cirugía Oncológica y para la realización de técnicas de Radiología o Cardiología Intervencionista, entre otras, reuniendo en una habitación al equipo técnico y humano necesario para realizar una gran variedad de procedimientos con la máxima eficiencia y flexibilidad, concluye el cirujano.

Noticias complementarias