Inicio ASP Entre 2010 y 2015, más de 12.000 personas fallecieron en España por...

Entre 2010 y 2015, más de 12.000 personas fallecieron en España por resistencias antimicrobianas

Compartir

La importancia del uso adecuado de los antimicrobianos en el sistema sanitario” es el nombre de la jornada celebrada en la Real Academia Nacional de Farmacia acogió en colaboración con MSD. La inauguración corrió a cargo de Mariano Esteban, Presidente de la Real Academia Nacional de Farmacia y Presidente del Instituto de España. Como farmacéutico, no dudó en afirmar que la temática abordada en la sesión constituye uno de los problemas más acuciantes en salud, a la par que reforzó la idea de una necesaria apuesta por la I+D y por el desarrollo de fármacos que aporten una capacidad suficiente para afrontar las resistencias que se producen en este campo de la salud.

Como dato revelador afirmó que, en el futuro, la problemática de los agentes microbianos resistentes va a constituir la mayor causa de mortalidad de la población. Por eso, apostó por una adecuación a dicha realidad y por tratar de desarrollar nuevos fármacos que permitan mirar por la salud. El dato es significativo: entre 2010 y 2015, más de 12.000 personas fallecieron en España por resistencias antimicrobianas. “No nos podemos permitir ni una muerte más. Es un compromiso de todos: instituciones públicas y privadas”, afirmó el Dr. Esteban.

En la Unión Europea fallecen 25.000 personas cada año por resistencia a los antibióticos

Natividad Calvente, Directora Asociada de Relaciones Institucionales de MSD España resaltó la importancia de los antibióticos remontándose a la Primera Guerra Mundial, donde la gran mayoría de los combatientes heridos morían por infecciones tales como pulmonía, tuberculosis, fiebre de las trincheras, etc. Y citó al Dr. Rafael Cantón y su afirmación sobre la medicina actual, que no sería viable sin la existencia de los antibióticos. Además, aportó algunas cifras significativas, como que en la Unión Europea fallecen 25.000 personas cada año por resistencia a los antibióticos. En el horizonte de 2050, será la primera causa de muerte de la población, superando al cáncer. Según informó Calvente, el 29% de los padres en España usan antibióticos sin prescripción médica. Tras estos datos preocupantes, el enfoque que propone la Unión Europea es el de aunar el ámbito hospitalario, la Atención Primaria y el ámbito veterinario para hacer frente a esta problemática.

Para concluir su intervención, Calvente incidió en la importancia de la formación a los profesionales sanitarios en esta materia, y también en la relevancia de la divulgación a la ciudadanía sobre esta problemática y su tratamiento.

El paciente bien informado puede ser un paciente responsable

Por su parte, Honorio Bando, Profesor Honorario de la Facultad de Medicina de la Universidad Autónoma de Madrid y Académico de la Real Academia Nacional de Farmacia, aseguró la importancia que tiene el uso adecuado de los antimicrobianos en el sistema sanitario, al ser un tema de relevancia social, académica y para los pacientes. “El farmacéutico es un profesional muy válido en la sociedad, que se ve como alguien que puede aportar mucho más que la dispensa de medicamentos”, afirmó Honorio. Además, insistió en la necesidad de desarrollar una política activa de formación para la salud y en el asesoramiento sobre el uso racional del medicamento. “Nos reunimos hoy tres pilares básicos: la educación de la mano de la Universidad, la farmacia hospitalaria y la medicina de familia y comunitaria”, afirmó el Dr. Y concluyó que: “Los pacientes deben estar muy bien informados de toda esta problemática. Los pacientes bien informados pueden ser unos pacientes responsables”, sentenció.

Honorio Bando: El farmacéutico es un profesional muy válido en la sociedad, que se ve como alguien que puede aportar mucho más que la dispensa de medicamentos

Pilar Muñoz, directora de formación y proyectos de la Fundación UNED, llevó a cabo una exposición de la problemática actual y afirmó que: “Estamos ante un problema vivo, latente y la necesidad de formación es imperiosa”.

Por su parte, el Dr. José Miguel Cisneros, Presidente de SEIMC y participante en la sesión, expuso que se trata de un problema de salud de gran magnitud que, de hecho, supone una de las mayores amenazas para la salud pública mundial. Esta relevancia la ejemplificó mencionando la Asamblea General de la ONU celebrada el 21 de septiembre de 2016, donde se trató este asunto. “Tenemos un mensaje muy poderoso desde el punto de vista educativo”, contó. Prueba de ello son los más de 600 profesionales que han solicitado esta formación “y van a dedicar semana tras semana su escaso tiempo a formarse en esta temática, profesionales de farmacia y de la SEIMC”, añadió. Se trata de “las bacterias, estos bichitos tan pequeños y microscópicos que nos hacen frente”, sentenció. Y afirmó que: “Hoy tenemos pacientes en hospitales de países desarrollados con infecciones por bacterias para las que no tenemos ningún tipo de antibiótico. Esta amenaza biológica requiere que hagamos una línea: los bichos malos allí, y nosotros, todos nosotros, detrás de la línea”, afirmó, refiriéndose a: farmacéuticos, microbiólogos e infectólogos.

Para el Dr. Miguel Ángel Calleja, presidente de la SEFH, son necesarios fármacos más efectivos

Durante su intervención, el Dr. Miguel Ángel Calleja, Presidente de la SEFH y participante en la jornada, argumentó que se necesitan fármacos más efectivos y que trabajando juntos y de forma coordinada, se podrán alcanzar los objetivos, comentó en referencia a la presentación del Programa AMS-PROA Excelencia, cuyo esquema del curso y sus diferentes módulos fueron ampliamente explicados.

En la segunda parte de la sesión, se constituyó una mesa de debate integrada por: el Dr. José María Molero García, miembro GdT Enfermedades Infecciosas semFYC; el Dr. Miguel Ángel Calleja; la Dra. Ana Molinero Crespo, Vicepresidenta de SEFAC; el Dr. José Miguel Cisneros; y Dña Carolina Arroyo, Scientific Societies Manager de MSD España, como moderadora. Entre los argumentos aportados por los miembros del debate, cabe destacar la detección de una falta de información en la materia y la necesidad de más formación, más conocimiento, más información y más responsabilidad. Además, se afirmó que nos encontramos ante una sociedad mercantilizada y esto, llevado al ámbito que se trata, puede generar resistencias a los antibióticos. Se destacó que se está llevando a cabo un gran esfuerzo y que en España se están detectando mejoras en indicadores comparativos con otros países. También se resaltó la necesidad de comenzar la labor educativa desde edades tempranas, pues es un asunto en el que estamos implicados todos los agentes sociales y las sociedades deben estar coordinadas y adoptar una postura colaborativa. Cabe destacar la problemática de la mala adherencia, que se mencionó como un problema ocasionado por los pacientes que abandonan el tratamiento con antibióticos cuando comienzan a sentirse mejor. Y, por último, se destacó la importancia de las pruebas diagnósticas y su utilidad a modo de orientación diagnóstica que sirva para discriminar la incertidumbre a la hora de tomar la decisión sobre si indicar o no el antibiótico.

Como conclusión se destacó la necesidad de formación, la urgencia de abandonar el abuso en el uso de antibióticos y la importancia de transmitir a la sociedad la necesidad de ser tremendamente cuidadosos

Como conclusión se destacó la necesidad de formación, la urgencia de abandonar el abuso en el uso de antibióticos y la importancia de transmitir a la sociedad la necesidad de ser tremendamente cuidadosos en este asunto. “Hay que fomentar la investigación para estar siempre por delante de lo que pueda ocurrir”, sentenció el Dr. Mariano Esteban en la clausura.
..Flor Cid