Inicio ASP El compromiso de las multinacionales farmacéuticas contra la resistencia antimicrobial todavías es...

El compromiso de las multinacionales farmacéuticas contra la resistencia antimicrobial todavías es escaso

Compartir

Las multinacionales farmacéuticas han vuelto a poner de manifiesto su compromiso en su lucha contra la resistencia antimicrobial en el marco del Foro Económico de Davos (Suiza), batalla en el que ha habido avances pero en el que los resultados aun no son tangibles.

Hace dos años, y también en el marco del Foro Económico de Davos, se creó la Alianza industrial contra la resistencia antimicrobial que, compuesta por más de 100 compañías dedicadas al campo de la salud (farmacéuticas, especialistas en diagnósticos, entre otras) se unieron en 2016 para colaborar en la lucha contra una de las mayores amenazas para la salud a nivel mundial que puede convertirse a corto-medio plazo si no ataja de inmediato.

Empresas farmacéuticas y biotecnológicas presentaron en rueda de prensa los avances que se han conseguido hasta la fecha y, que se centran tanto en desarrollar nuevas medicinas, como en desmantelar los incentivos para la venta de antibióticos, así como reducir los límites de la cantidad de antibiótico contenido en las aguas residuales de las fábricas.

Al año, por bacterias que son multirresistentes a los antibióticos mueren entre 700.000 y 900.000 personas en el mundo

La resistencia antimicrobial (AMR, por sus siglas en inglés) es uno de los principales retos que afronta el mundo en la actualidad. La AMR amenaza la efectiva prevención y tratamiento de infecciones causadas por microorganismos (bacterias, parásitos, virus y hongos), dado que quien la padece no reacciona al efecto de los antibióticos o antivirales prescritos.  Según datos de la OMS, al año, por bacterias que son multirresistentes a los antibióticos fallecen entre 700.000 y 900.000 personas.

La AMR hace acto de presencia cuando algunos microorganismos mutan a causa de la sobreexposición o mala exposición a los medicamentos antimicrobianos y desarrollan resistencia a estas medicinas. Como resultado, los fármacos dejan de ser eficaces y las infecciones persisten en el cuerpo, aumentando el riesgo de que se contagien a otras personas.

En los últimos años la AMR se está expandiendo por todo el mundo y amenaza ya no solamente la cura de ciertas infecciones, sino también procedimientos médicos tan comunes como las cirugías de cesárea o reemplazo de cadera, trasplante de órganos o cualquier cirugía en la que haya implícito un riesgo de infección.

En España las enfermedades causadas por bacterias multirresistentes a antibióticos, causan alrededor de 2.500 muertes anuales

En general, hay 28 antibióticos en un estado avanzado de desarrollo que atacan específicamente a los patógenos identificados por la OMS como críticos en la lucha contra la AMR. Sin embargo, solo dos de ellos van acompañados de planes específicos para ser usados de forma adecuada si llegan al mercado. Asimismo, ocho compañías han establecido límites en la concentración de antibióticos en sus aguas residuales.

En España, como alerta la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (SEIMC), el incremento de las enfermedades que son causadas por bacterias multirresistentes a antibióticos, causan alrededor de 2.500 muertes anuales, el doble de las causadas por accidentes de tráfico. En Europa, la cifra se sitúa en 25.000 muertes anuales.
..Redacción