Inicio ASP Mepolizumab reduce las exacerbaciones y mejora el control del asma grave a...

Mepolizumab reduce las exacerbaciones y mejora el control del asma grave a largo plazo

Compartir

..Redacción.
Con el objetivo de mejorar la calidad de vida de los pacientes que padecen asma, el estudio abierto COLUMBA, aporta datos relevantes sobre la seguridad y eficacia a largo plazo de mepolizumab, principio activo de Nucala y comercializado por la farmacéutica GSK. En este trabajo, que se presentó en el Congreso de la American Thoracic Society (ATS), se han incluido datos de pacientes con asma grave eosinofílica que estuvieron en tratamiento con este fármaco, durante una media de 3,5 años y hasta un máximo de 4,5 años.

Se han incluido datos de pacientes con asma grave eosinofílica que estuvieron en tratamiento con este fármaco, durante una media de 3,5 años

Los resultados del estudio demuestran que se ha producido una disminución del 61% en la tasa de exacerbaciones, ya que se ha pasado de 1,74 eventos producidos al año antes de empezar el estudio, a 0,68 eventos al año durante el período de tratamiento y con un intervalo de confianza del 95%, de 0,60, 0,78. Por otro lado, los eosinófilos en sangre, es decir los glóbulos blancos que causan inflamación en determinadas personas con asma grave, se han visto reducidos en un 78% desde la semana cuatro y se han mantenido así hasta el final del estudio.

Un tercio de los pacientes del estudio, el de mayor duración publicado hasta la fecha, tratados con mepolizumab no experimentaron exacerbaciones, a pesar de haber iniciado el ensayo con una media de casi dos exacerbaciones (1,74) por año. También se produjo una mejora en el control del asma, desde la ecaluación inicial (en la semana 12) y que se ha mantenido así durante más de cuatro años, hasta la semana 228. En cuanto a las mejoras iniciales en la función pulmonar, se observó que disminuyeron gradualmente durante el período de estudio, reflejando el deterioro general de la función pulmonar previsto en esta población de pacientes.

Dave Allen: “Los resultados muestran que este medicamento logra una reducción duradera de las exacerbaciones y una mejora del control del asma durante un período de tiempo considerable”

Desde GSK, el director de I+D del Área de Respiratorio, Dave Allen, señala que “estos nuevos datos nos muestran que Nucala, un tratamiento biológico dirigido, aporta un beneficio prolongado a los pacientes con asma grave eosinofílica. Los resultados muestran que este medicamento logra una reducción duradera de las exacerbaciones y una mejora del control del asma durante un período de tiempo considerable, sin nuevos hallazgos de seguridad”.

Por su parte, Sumita Khatri, profesor asociado de Medicina en la Clínica Cleveland de Ohio (EEUU) e investigador principal del estudio COLUMBA, explica que “las personas que padecen asma grave eosinofílica y que no han logrado controlar su enfermedad con tratamientos inhalados u orales, siempre han buscado otras opciones para mejorar ese control. Ahora sabemos que esto puede conseguirse con el tratamiento biológico y estamos encantados de ver la eficacia a largo plazo del tratamiento anti IL-5 con Nucala, combinado con un perfil de seguridad a largo plazo”.

El asma grave eosinofílica se caracteriza por una inflamación producida por unas concentraciones sanguíneas de eosinófilos mayores de las normales

Inflamación en los pulmones
El asma grave eosinofílica se caracteriza por una inflamación producida por unas concentraciones sanguíneas de eosinófilos mayores de las normales. Cuando las concentraciones de eosinófilos son normales, los eosinófilos pueden proteger al organismo frente a las infecciones, pero unas concentraciones excesivas pueden causar inflamación en órganos y tejidos vitales, a veces dañándolos permanentemente. El fármaco Nucala está aprobado en más de 40 países y en la Unión Europea está aprobado como tratamiento adicional de pacientes adultos con asma eosinofílica refractaria grave, mediante una inyección subcutánea.

Cuando se produce inflamación en los pulmones, esto puede afectar a las vías respiratorias, dificultar la respiración e incrementar la frecuencia de exacerbaciones o ataques de asma. Aunque el mecanismo de acción de Nucala no está completamente establecido, se cree que actúa impidiendo que la citocina “IL-5” se una a su receptor situado en la superficie de los eosinófilos, lo que a su vez reduce los niveles de eosinófilos.