Inicio ASP Derogar el RD 16/2012 que plantea Sánchez supondría para las farmacias más...

Derogar el RD 16/2012 que plantea Sánchez supondría para las farmacias más descuentos sin aumentar sus ingresos

Compartir

..Redacción.
Derogar el Real Decreto Ley 16/2012, planteado en muchas ocasiones por la oposición en esta legislatura, y que supondría volver al anterior sistema de copago, a las Comunidades Autónomas les produciría un gasto adicional de 400 millones de euros, y las farmacias se verían afectadas por mayores descuentos, además sin aumentar sus ingresos, ya que ese 4% procede ahora del bolsillo de los pacientes que, por su renta deben copagar.  También cambiaría las reglas del Pacto firmado con Farmaindustria debido a que ese mayor gasto no se corresponde con un aumento de mercado.

Si se tiene en cuenta que el gasto mediante recetas se encuentra en el porcentaje más bajo de su serie histórica (en torno al 15% de todo el gasto sanitario), la derogación del RDL 16/2912 haría incrementar esta cifra hasta situarla en el 19 o 20%.

Derogar el sistema actual de aportación de los beneficiarios aumentaría el gasto de forma inmediata en un 4%, que no tendría ninguna consecuencia positiva para la economía de las farmacias

La derogación del sistema actual de aportación de los beneficiarios aumentaría el gasto de una forma inmediata en un 4%, un hecho que no tendría ningún efecto  positivo para la economía de las farmacias, y es que esa cifra se paga ahora por los beneficiarios, y a partir de la derogación del RDL 16/2012, por las Comunidades Autónomas. La consecuencia negativa para las farmacias es que a una mayor facturación a las farmacias se les deducen cantidades superiores.

El incremento del 4% en la factura farmacéutica se puede deducir fácilmente de analizar la situación anterior y posterior a la vigencia del RDL, y es que antes de ella, la aportación de los beneficiarios era inferior al 6%; actualmente es algo inferior al 10%.

En definitiva, este aumento del gasto distorsiona los presupuestos de las Comunidades Autónomas; el pacto con Farmaindustria y al sector farmacéutico no le beneficia para nada, ya que no logran un mayor margen pero si mayores descuentos. Además, revierte la situación de contención de la demanda lograda desde el año 2012, cuando en el Gobierno estaba el Partido Popular.

Observatorio del Medicamento-Abril18