Inicio ASP El verano más triste del médico

El verano más triste del médico

Médico triste

..Luis A. de Haro. Director general de iSanidad.
El ambiente en el hospital es triste porque el médico, la enfermera y el auxiliar están tristes. El verano no está subiendo el ánimo. El estrés sufrido, el dolor por las pérdidas de compañeros y pacientes o el incierto futuro apagan las ilusiones.

Una amiga médico me lo avisaba hace pocas semanas: “me gustaría no volver”. Su vocación de servicio es evidente, su esfuerzo durante años también, su dedicación durante la crisis también… su desilusión, sin embargo, es muy fuerte. El ambiente en el hospital no está enrarecido, está apagado porque el médico está triste (y la enfermera, el auxiliar y todos). Hacen falta “vitaminas” para revitalizarlo.

El ambiente en el hospital es triste porque el médico está triste, nadie le pregunta qué pasa 

Puede ser cuestión de los gerentes, de los directores médicos o de las conserjerías, pero el otoño-invierno se plantea muy gris. Hace falta un cambio que anime el “cotarro”. ¿De dónde tiene que venir?, pues el que lo sepa que lo diga, pero quien tiene la responsabilidad tiene que asumirla.

Los políticos se están bregando en la batalla política olvidando el servicio que tienen que dar. Los proyectos que están en marcha son políticos, no son profesionales. Seguimos sin encontrar proyectos de futuro, solo ideología. No es eso lo que necesita el sistema, ni el profesional… ni siquiera el paciente.

Es necesario que el profesional recupere esa ilusión que tanto ha ayudado al sistema, pero no lo hará solo. El médico y el resto de profesionales no pueden tirar siempre, necesitan que, al menos, no se le pongan palos en las ruedas.

Han comenzado ya las consecuencias del Covid-19 en los profesionales. No hay que ser muy listo para verlo, pero hay que ser poco inteligente para no afrontarlo. ¿Es el momento de preguntarle al médico lo que le hace falta? No sé, escuchar es una moda que podría seguir el sistema. No solo se puede aprender, también puede ayudar a limar esa tristeza.

Noticias complementarias

 

Compartir