Inicio ASP Médicos y pacientes, contrarios a la prohibición de que la industria financie...

Médicos y pacientes, contrarios a la prohibición de que la industria financie la formación

Comisión de Reconstrucción

..Fernando Ruiz.
El artículo 47.2 Dictamen de la Comisión de Reconstrucción Social y Económica del Congreso de los Diputados prohíbe la colaboración con la industria farmacéutica. Además, este artículo se aleja de la práctica de los países de la Unión Europea. De ser implantado, tal y como se ha presentado, impedirá la financiación directa o indirecta por la industria. Asimismo, este punto imposibilita la formación médica continuada, la investigación, divulgación y patrocinio de las asociaciones de pacientes. De hecho, esta situación puede suponer el fin de las asociaciones de pacientes.

El artículo 47.2 el Dictamen de la Comisión de Reconstrucción impide la financiación directa o indirecta por parte de la industria.

En este sentido Alcer crítica duramente este dictamen. Elaborar cualquier conclusión sobre Sanidad y Salud Pública sin escuchar a los afectados por la crisis sanitaria, es otro error imperdonable de los grupos parlamentarios”. Además, añaden que con esta decisión “queda patente que el paciente no es el centro del sistema sanitario para los políticos. Volverán a construir un sistema sanitario sin el punto de vista de quien más lo utiliza y necesita”. Prueba de ello es que la cronicidad ha sido “prácticamente obviada”. Asimismo, desde Alcer aseveran que “toda actuación en Sanidad Pública que no tenga en cuenta el tratamiento de la cronicidad está abocado al fracaso por ineficiencia”.

En este sentido, Fenaer asegura que “las asociaciones de pacientes cumplen un imprescindible papel social y de defensa de 30 millones de pacientes en España”. Para Fenaer, la Comisión no ha contado con la voz de los pacientes. Tampoco ha considerado la relación entre las asociaciones y la industria farmacéutica que se rige ya por estrictos códigos éticos tanto españoles y europeos. “Es una relación normalizada, habitual y extendida en toda Europa, mediante la que la industria farmacéutica y de tecnologías sanitarias asume su Responsabilidad Social Corporativa apoyando a las ONGs del ámbito sanitario en sus acciones de formación, educación y divulgación”, afirma tajante Mariano Pastor, presidente de Fenaer.

Fenaer: “Las asociaciones de pacientes cumplen un imprescindible papel social y de defensa de 30 millones de pacientes en España”

La Federación considera que las circunstancias actuales “es absolutamente imposible que el Estado pueda asumir la financiación de todas las actividades de las asociaciones. Para la inmensa mayoría de los pacientes las asociaciones somos el apoyo, la referencia y la principal fuente de información. Destruir así el tejido asociativo, sin debate, sin darnos oportunidad de expresar nuestras opiniones, sería un gravísimo error con gravísimas consecuencias”. También señala que esta situación “supondría un brutal recorte de prestaciones a una población vulnerable que tiene en las asociaciones su principal soporte”.

Por otro lado, Facme ha analizado el documento de la Comisión de Reconstrucción muestra su rechazo a algunas de las conclusiones y exigen “un diálogo para debatir las propuestas de reforma del Sistema Sanitario”. Facme centra su rechazo contra el dictamen en 5 puntos. En primer lugar, critica que ni las sociedades científico-médicas ni las asociaciones de pacientes fueron llamadas a comparecer. En segundo lugar, Facme pide acabar con la injerencia política partidaria y con la burocratización del sistema. Otro de los puntos clave para Facme es que la gestión del personal en la sanidad pública debe de estar basada en competencias y perfiles profesionales. “Por lo que es imprescindible incorporar a esta gestión el conocimiento científico-técnico”. Asimismo, la Federación pide la implantación de un modelo asistencial integrado.

Facme muestra su rechazo al Dictamen y exige un diálogo para debatir las propuestas de reforma

En cuanto a la formación médica continuada, aspecto que esta en duda con el dictamen de la comisión, la considera “otra vuelta de tuerca a la injerencia política. En este sentido señala que debe fomentarse, tutelarse y financiarse por las administraciones sanitarias. Para ello, ha de contarse con la participación de las universidades y los colegios profesionales”.

Asimismo, señala que las administraciones “ni han fomentado, ni apenas han financiado la formación médica continuada incumpliendo su obligación legal con el sistema sanitario público. De hecho, afirman que esta obligación ha tenido que ser asumida por las sociedades científico-médicas con financiación de la industria del sector, que “es clave parta el sistema”.

Por otro lado, señala que es una buena noticia que las administraciones públicas se comprometan a financiar la formación médica continuada. Sin embargo, su tutela “está en contradicción con la autorregulación que esta actividad tiene en los países democráticos avanzados. Aún más, si se deja fuera de este plan de reconstrucción a las sociedades científico-médicas”. Las cuales “son las verdaderas garantes” del conocimiento y de la difusión de su avance. “Sería mucho más deseable dotar a todo profesional de un fondo para formación continuada y que éste lo empleara en aquella formación que, con la implicación de las sociedades científicas, complementara mejor las competencias profesionales más adecuadas a su trayectoria profesional personal, evitando de esta forma la injerencia política en el ámbito profesional”, aseguran desde Facme.

Las administraciones ni han fomentado, ni apenas han financiado la formación médica continuada incumpliendo su obligación legal con el sistema sanitario público”

Por último, según indica Santiago Alfonso, director de Acción Psoriasis, “las asociaciones de pacientes somos un agente de salud. En nuestro caso, contribuimos a la mejora social de los pacientes de psoriasis y artritis psoriásica, un 2,3% de la población española, es decir algo más de un millón de personas”.

Las asociaciones de pacientes –continúa- tenemos como principal propósito ayudar a los afectados de nuestras enfermedades, y por lo tanto debemos conseguir fondos para atender y contribuir a la ayuda de las personas vulnerables, no pedir únicamente a las personas vulnerables que sufraguen el mantenimiento de sus asociaciones y la mejora de su atención como pacientes”.

Noticias complementarias:

Compartir