Inicio ASP La estrategia de Atención Escalonada para el tratamiento del dolor crónico y...

La estrategia de Atención Escalonada para el tratamiento del dolor crónico y mejora de funciones

Compartir

Un método escalonado para controlar el dolor crónico de los veteranos militares de Estados Unidos se asoció con una mejoría funcional y con una disminución de la intensidad del dolor, produciendo una mejoría del 30% en la discapacidad relacionada con el dolor, según demuestra un nuevo estudio.

El primer paso consiste en 12 semanas de tratamiento con medicamentos como paracetamol o el naproxeno sódico, y estrategias de autocontrol del dolor como la respiración profunda y otras técnicas de relajación. El segundo paso implica 12 semanas de terapia cognitiva conductual, recurriendo a tratamientos psicológicos basados ​​en la evidencia para el dolor y la depresión.

Muchos veteranos experimentan el dolor a largo plazo, y los medicamentos por sí solos sólo “son modestamente exitosos para ayudar a estas personas, los tratamientos del dolor actuales no han servido de mucho“, según afirma el Dr. Matthew Bair, del Centro Médico Richard L. Roudebush Veterans Affairs, en Indianapolis.

La disminución de la intensidad de dolor y la mejoría del 30% de la discapacidad relacionada con el dolor que se consiguió en el estudio (Evaluation of Stepped Care for Chronic Pain “ESCAPE”) fueron “clínicamente significativos y descubrimos que dicha mejoría se prolongó durante, al menos, nueve meses“, añadió el Dr. Bair, un internista que trata a los veteranos en la atención primaria y anteriormente ejerció durante 8 años como médico del ejército de Estados Unidos.

La Estrategia de Atención Escalonada
El estudio ESCAPE incluyó a 241 veteranos de las guerras de Irak y Afganistán con dolores musculoesqueléticos crónicos de columna o extremidades (hombros, rodillas y caderas) cervicales o lumbares. La edad media de los veteranos fue de 36,7 años y el 88,4% eran hombres; 121 fueron asignados al azar a la intervención de atención escalonada y 120 con la atención habitual. Los pacientes en el grupo de atención habitual recibieron folletos informativos sobre el dolor musculoesquelético, se les aconsejó que hablar sobre su dolor con los médicos, y mantuvieron su medicación habitual y visitas al consultorio.

El grupo de atención escalonada y el de atención habitual reportaban unos rangos de dolor iniciales similares. La puntuación media de Roland Morris Disability Scale (RMDS) fue de 13,9 (rango, 0-24), que representaba una discapacidad moderadamente grave relacionada con el dolor. Del mismo modo, la media Brief Pain Inventory (BPI) subescala interferencia del dolor de 5,4 (rango, 0-10) representaba una interferencia moderadamente grave de actividades, debido al dolor, y la puntuación media gradual de gravedad de la escala del dolor crónico de 66,2 (rango, 0 a 100 ) significa el dolor de intensidad moderada.

En comparación con la atención habitual, la atención escalonada condujo a mejoras significativas en todos los resultados de dolor a los 9 meses, según reportan los investigadores. La puntuación RMDS descendía 1,7 puntos (95% intervalo de confianza [IC], -2,6 a -0,9) desde el inicio hasta los 9 meses en el grupo de atención habitual en comparación con 3,7 puntos (IC del 95%, -4,5 a -2,8) en el grupo de la atención escalonada (diferencia entre los grupos, -1,9 puntos [IC del 95%, -3,2 a -0,7], p = 0,002).

Los pacientes en el grupo de atención escalonada tenían más probabilidades de mostrar, al menos, una mejora del 30% en las puntuaciones de RMDS a los 9 meses (riesgo relativo [IC 95%, 1,22-1,99] 1,52; p <0,001). La disminución media en la puntuación de la subescala de Interferencia BPI del dolor fue de 0,9 puntos (IC del 95%: -1,2 a -0,5) los puntos en el grupo de atención habitual vs 1,7 puntos (IC del 95%, -2,1 a -1,3) en el grupo de atención escalonada (entre -grupo diferencia, 0,8 puntos [IC del 95%, -1,3 a -0,3];? p = 0,003). La puntuación de la Graded Chronic Pain Scale se redujo en 4,5 puntos (IC del 95%, -7,3 a -1,8) en el grupo de atención habitual, comparado con 11,1 puntos (IC del 95%, -13,9 a -8,3) en el grupo de atención escalonada (entre diferencia de grupo, -6,6 puntos [IC del 95%, -10,5 a -2,7], p = 0,001). Los investigadores creen que la estrategia de atención escalonada utilizada en el estudio ESCAPE "funciona especialmente bien generalizando en médicos de veteranos y otros sistemas de atención de salud a gran escala fuera de los veteranos. Sin embargo, la aplicación del enfoque a entornos comunitarios más pequeños o para ambientes privados puede suponer un reto“.
..Amaya Lujambio