Inicio ASP El bombardeo de un hospital de Médicos Sin Fronteras en Afganistán deja...

El bombardeo de un hospital de Médicos Sin Fronteras en Afganistán deja 19 muertos

Compartir

Médicos Sin Fronteras (MSF) ha anunciado la muerte de 19 personas y 37 heridos entre médicos, pacientes y personal sanitario en un bombardeo que la aviación de EEUU ha realizado sobre un hospital situado en Kunduz, al norte de Afganistán.

En el momento del suceso el hospital estaba en pleno funcionamiento y ha causado la muerte de 12 trabajadores de la organización, también de 3 niños y lo ha dejado inutilizado. Será la circunstancia de que este hospital era el único que estaba en funcionamiento después de la entrada de los talibanes en la zona el pasado lunes.

El ataque puede haber causado daño colateral a un centro médico cercano”, dijo el portavoz de la misión de la OTAN en Afganistán, Brian Tribus, que también aseguró que estaban investigando el “incidente“.

El bombardeo se produjo durante más de 30 minutos a pesar de que las autoridades de Médicos Sin Fronteras habían avisado a ambas partes de la situación exacta del hospital, por ubicación GPS. La experiencia de esta organización en conflictos bélicos le hace tomar esta iniciativa para todas sus ubicaciones.

Desde diferentes medios se había informado de que algunos soldados talibanes se habían refugiado en el hospital, algo que Médicos Sin Fronteras ha desmentido. No obstante se da la circunstancia de que “los hospitales y el personal médico están protegidos explícitamente por las leyes humanitarias“.

Este ataque es aberrante y una grave violación del Derecho Internacional Humanitario“, afirma Meinie Nicolai, presidenta de MSF. “Exigimos la total transparencia de las fuerzas de la Coalición. No podemos aceptar que esta horrible pérdida de vidas simplemente se califique como ‘daños colaterales’“.

Un comunicado de Médicos Sin Fronteras ha expresado “su más sentido pésame a los familiares y amigos de los miembros de su personal y de los pacientes que han perdido trágicamente la vida en este ataque“, y ha recordado que “este hospital de MSF es la única estructura médica con servicios de traumatología y cirugía en toda la región del noreste de Afganistán, y proporciona atención gratuita que salva vidas. Los equipos de MSF tratan a todas las personas de acuerdo a sus necesidades médicas y no hacen distinciones basadas en el origen étnico, las creencias religiosas o la afiliación política de los pacientes.

Condena de otras organizaciones
El jefe de la UNAMA (Misión de Asistencia de Naciones Unidas en Afganistán), Nicholas Haysom, ha sido muy explícito y ha dicho “Condeno en los términos más contundentes este trágico y devastador ataque aéreo sobre el hospital de MSF en Kunduz de esta mañana, que ha resultado en la muerte y heridas para personal médico, pacientes y otros civiles/i>”.

Andrés Conde, director general de Save the Children España, también ha condenado el ataque expresando sus condolencias a las familias, amigos y compañeros de los trabajadores humanitarios muertos en el bombardeo, “es inadmisible que hospitales o escuelas se conviertan en objetivos militares”’, ha dicho. También ha añadido que “las partes en conflicto tienen la obligación de respetar la labor humanitaria y a la población civil”.
..Lola Granada