No se pierda

Aprobado el nuevo baremo de tráfico, un perjuicio para los profesionales sanitarios y las sociedades médicas

7 de octubre, 2015
DS-Legal

Las Cortes Generales han aprobado definitivamente el Proyecto de Ley de reforma del Sistema para la valoración de los daños y perjuicios causados a las personas en accidentes de circulación tras ser rechazadas por el Senado la totalidad de las enmiendas presentadas en el mismo. Esta nueva reforma ya ha sido publicada en el BOE, del 23 de septiembre, quedando modificado el Texto Refundido de la Ley sobre Responsabilidad Civil y Seguro en la Circulación de Vehículos a Motor.

El principal problema en las reclamaciones por presuntas negligencias médicas es que el citado baremo será utilizado como criterio orientador para la cuantificación de las posibles indemnizaciones. Esto supone un incremento, generalizado de las posibles reclamaciones y no será raro superar en un 300% el valor anterior, pudiendo incluso llegar a rentas vitalicias.

Dicho texto, con la aprobación de esta reforma, pasa de tener 31 artículos a contar con 143, ya que se han añadido un total de 112 artículos nuevos que incorporan un nuevo título IV denominado Sistema para la valoración de los daños y perjuicios causados a las personas en accidentes de circulación. En éste se han incluido los criterios generales, las definiciones y reglas valoración y ha sustituido al antiguo Baremo como anexo de esta Ley. Pasando a constituir el anexo las tablas que fijan las cuantías indemnizatorias por muerte, secuelas o lesiones temporales.

Con esta Ley han sido modificados los artículos 7, 13 y 14 – modificaciones incorporadas en el Congreso – además de los artículos 1 y 4 que sí estaban contemplados en el Proyecto presentado por el Gobierno, aunque también fueron retocados mediante enmienda parlamentaria.

Este nuevo escenario supone un alto riesgo para los profesionales sanitarios y sus sociedades mercantiles ya que pueden encontrarse:

  • Que los límites de aseguramiento actual no se encuentran ajustados al nuevo baremo. Lo que anteriormente podría parecer una cantidad suficiente ahora va a ser insuficiente casi seguro.
  • Determinadas reclamaciones podrían hacer desaparecer una sociedad si no existe un buen seguro o quebrar el patrimonio personal del profesional quien se vería obligado a pagar una renta vitalicia.
  • Conforme lleguen las primeras reclamaciones sujetas a este baremo, las primas de los seguros, al tener que hacer frente a una indemnizaciones mayores, lamentablemente tenderán a subir.

Nos encontramos en un nuevo escenario para todos los profesionales sanitarios, donde nos han puesto unas nuevas reglas, pero que todavía no están lo suficientemente claras para aplicarlas, y pasaran muchos años, hasta comprender el verdadero alcance que esto va a suponer a la profesión médica.

El principal problema de este baremo reside en que no es un baremo pensado por los daños por posibles negligencias médicas sino que es un baremo solamente articulado con un criterio de culpabilidad y de resultado que no tiene en cuenta todas las variantes que sí entrarían en juego en el campo de la Responsabilidad Profesional Civil Sanitaria.
..Conrado Núñez. CEO DS Legal Group