Inicio ASP La AEP pide que se reconozcan las especialidades pediátricas

La AEP pide que se reconozcan las especialidades pediátricas

Compartir

Con motivo del Día de la Pediatría la Asociación Española de Pediatría (AEP) ha denunciado que hay bastantes casos en el que los niños son atendidos por médicos de adultos en lugar de por pediatras. Esto se debe fundamentalmente, según Serafín Málaga, presidente de la AEP, a que no se cubren las plazas de los pediatras especializados que se jubilan. A pesar de esto, para Málaga el modelo pediátrico español tiene un reconocimiento internacional, que cuenta con 23 sociedades científicas, 2 de las cuales son de Atención Primaria y el resto especializadas.

Sin embargo, la queja de Málaga se centra en que a pesar de que la Pediatría está en la cartera de servicios de los centros sanitarios, no se la reconoce oficialmente por mucho que se haya aprobado un desarrollo normativo que permita su reconocimiento inmediato. “Se demora sin razones que lo justifiquen“, asegura. Además, ha reconocido que quiere que la especialización esté reconocida por la Administración además de regulada la formación de los profesionales.

Por su parte Fernando Malmierca, vicepresidente de la AAEP y secretario de la Comisión Nacional de Pediatría, ha recordado que sólo neonatología tiene el carácter de área de capacitación específica (ACE), mientras que cardiología pediátrica, neuropediatría, oncología pediátrica, gastroenterología y endocrinología han formalizado su solicitud, pero no la tienen aprobada. “Estamos a la espera, ha dicho Malmierca, de que Sanidad apruebe los informes“.

No obstante, Malmierca ha insistido en que muchas de las plazas de pediatría no están ocupadas por profesionales no especializados en pediatría, y esto se debe a que no se llega a cubrir el total de plazas MIR que se necesitan, como tampoco se cubren todas las plazas de los profesionales que se jubilan.

Decálogo de las especialidades pediátricas y su situación en España

  1. La Pediatría engloba todas las especialidades médicas, pero referidas al ámbito pediátrico. Los condicionantes científico-técnicos y socioeconómicos que justifican el desarrollo de las especialidades pediátricas son innegables.
  2. “Especialista pediátrico” constituye un concepto global que se refiere a un amplio rango de especialistas médicos y quirúrgicos que se ocupan de los niños y adolescentes, principalmente en los casos de enfermedades crónicas y complejas, así como del cuidado de niños con necesidades especiales.
  3. La división de las especialidades pediátricas se basa en órganos, aparatos o sistemas (Nefrología Pediátrica, Neuropediatría, Neumología Pediátrica, Cardiología Pediátrica y Cardiopatías Congénitas, Gastroenterología y Hepatología Pediátricas, Endocrinología Pediátrica, Hematología Pediátrica, etc.); en la naturaleza del proceso (Alergología Pediátrica; Oncología Pediátrica, Reumatología Pediátrica, etc.); en la edad (Neonatología y Medicina de la Adolescencia); en procedimientos técnicos (Cirugía Pediátrica); en la tecnología utilizada (Radiología Pediátrica); el ámbito del ejercicio profesional (Pediatría de Atención Primaria, Extrahospitalaria u Hospitalaria); en la gravedad de la enfermedad (Cuidados Intensivos Pediátricos, Urgencias Pediátricas), o en los aspectos sociales, psiquiátricos o psicosociales (Pediatría Social, Psiquiatría Infantil).
  4. Las especialidades pediátricas gozan de un amplio reconocimiento internacional, algo que no sucede en España.
  5. El Servicio Nacional de Salud oferta en las carteras de servicios de sus centros sanitarios las especialidades pediátricas, pero no las reconoce oficialmente.
  6. En España se ha llevado a cabo un desarrollo normativo que permitiría el reconocimiento inmediato de las Especialidades Pediátricas pero este reconocimiento se demora sin razones que lo justifiquen.
  7. Las Especialidades Pediátricas poseen un importante bagaje asistencial y científico y así son percibidas por la población, sin embargo siguen sin ser reconocidas oficialmente.
  8. La Comisión Nacional de Pediatría ha recibido ya las primeras solicitudes de especialidades pediátricas para conseguir el reconocimiento oficial (Cardiología Pediátrica y Cardiopatías Congénitas, Neuropediatría, Gastroenterología y Nutrición, Endocrinología, Hematología y Oncología Pediátrica) y es de esperar la misma actitud del resto de especialidades.
  9. Hay alguna especialidad (como la Alergología Pediátrica) que posee ya reconocimiento europeo y cinco hospitales públicos españoles han sido capacitados para impartir dicha acreditación europea, pero en España no se reconoce oficialmente la capacidad de estos hospitales.
  10. Los especialistas pediátricos españoles se encuentran en inferioridad de condiciones que sus colegas de otros países europeos cuando pretenden optar a plazas asistenciales en Europa, ya que carecen de una certificación oficial similar.

..Alfonso González