Inicio ASP Operar el tumor primario eleva en más de un año la supervivencia...

Operar el tumor primario eleva en más de un año la supervivencia de las pacientes con cáncer de mama metastásico

Compartir

Un estudio realizado por el Grupo Español de Investigación en Cáncer de Mama (GEICAM) ha demostrado que la cirugía del tumor primario en pacientes con cáncer de mama metastásico recién diagnosticadas permite mejorar la supervivencia global en más de un año.

Según los resultados de un análisis del estudio ‘El Álamo I-III’ que, han sido presentados en el XV Congreso de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM) que del 28 al 30 de octubre se ha celebrado en Madrid, se ha visto que la intervención quirúrgica mejoró la supervivencia en el 44,5% de las pacientes analizadas.

En el análisis fueron estudiados más de 1.300 casos de pacientes que, diagnosticadas entre 1990 y 2001 de cáncer de mama metástasico de inicio, proceden de 56 hospitales españoles pertenecientes a la red de este grupo colaborativo.

3,3 años de media fue la supervivencia global en las pacientes intervenidas, frente a los 1,9 años de las mujeres a las que no se les reseccionó el tumor primario.

Como explica Sara López Tarruella, del Hospital Gregorio Marañón de Madrid e investigadora de este estudio, este beneficio de la cirugía del tumor primario es “independiente del número de metástasis y de la localización de la enfermedad, pero no de los subtipos tumorales.”

Análisis de la evolución de las alteraciones genómicas
Otro de los estudios de GEICAM que también se presentaron en este XV Congreso SEOM , fue el análisis de la evolución de las alteraciones genómicas del tumor primario de mama a metastásico que se ha realizado en el marco del estudio ‘ConvertHER’.

En este ensayo, realizado por GEICAM en colaboración con el MD Anderson Center de Estados Unidos, se compararon dichas alteraciones entre los tumores primarios y sus correspondientes metástasis en 61 casos de pacientes con cáncer de mama.

Dicho estudio muestra un análisis exhaustivo de las alteraciones moleculares presentes en el cáncer de mama, que demuestran una alta heterogeneidad mutacional del propio tumor, lo que provoca diferentes cambios a lo largo de todo el proceso de la enfermedad. En palabras de Federico Rojo, director del departamento de Patología Molecular de la Fundación Jiménez Díaz de Madrid, “estos hallazgos podrían ser de relevancia para optimizar el manejo terapéutico de las pacientes con cáncer de mama, ya que analizando de forma conjuntas estas alteraciones buscando vías de señalización específicas que estén alteradas, podremos trabajar en la lucha contra las resistencias a fármacos que provocan la recaída de las pacientes”.

De forma global se han encontrado 1.340 mutaciones en 156 genes y 888 alteraciones numéricas en 171 genes. Entre el tumor primario y la metástasis un 83% de las alteraciones fueron discordantes. Dichas mutaciones y alteraciones en el número de copias de genes resultaron menos frecuentes en pacientes con tumores negativos para receptores hormonales y positivos para HER2, afirma este experto.

En la actualidad el cáncer de mama es el tumor más frecuente en la población femenina, tanto en países desarrollados como en aquellos en vías de desarrollo. En España, según la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC), se diagnostican unos 26.000 casos al año, cifra que representa casi el 30% de todos los tumores del sexo femenino en nuestro país, además, supone la primera causa de mortalidad por cáncer en mujeres.
..Redacción