Inicio ASP La diabetes tipo 2, relacionada con la obesidad y malos hábitos alimenticios,...

La diabetes tipo 2, relacionada con la obesidad y malos hábitos alimenticios, cada vez es más frecuente en la edad pediátrica

Compartir

Mañana 14 de noviembre se celebra el Día Mundial de la Diabetes, motivo por el que la Sociedad Española de Pediatría Extrahospitalaria de Atención Primaria (SEPEAP) ha dedicado un artículo de su revista de formación Pediatría Integral al tratamiento de esta enfermedad que en España más de cinco de millones de personas la padecen.

Desde la SEPEAP se indica que en nuestro país, actualmente, existen 29.000 menores de 15 años que padecen diabetes tipo 1 que es cuando se produce destrucción de células pancreáticas por un mecanismo autoinmune en el que influyen factores de predisposición genética, factores ambientales y del sistema inmune. Su incidencia en España es variable, y es que si Asturias es la comunidad donde menos casos se registran, con 11,5 por cada 100.000 habitantes, en Castilla La Mancha se registran 27,6 casos.

En los últimos años, en España se ha producido un incremento considerable de la diabetes en los niños, siendo especialmente importante en las formas de diabetes relacionadas con la obesidad y los hábitos de vida, la tipo 2 o del adulto, que cada vez es más frecuente en la edad pediátrica. En la diabetes tipo 2 que, suele presentarse en personas a partir de los 40 años, es cuando el cuerpo produce insulina pero no la suficiente o no puede aprovecharla adecuadamente.

La obesidad, causa del aumento de la diabetes tipo 2 en niños
Los cambios en los hábitos diarios de los niños, especialmente los que están relacionados con el aumento de la obesidad, son los principales responsables de la epidemia de diabetes tipo 2 en niños y adultos.

Como señala la SEPEAP, desde la infancia hay que educar en hábitos saludables en cuanto a la alimentación, y fomentar en las escuelas la actividad física, y es que han de ser estrategias de prevención prioritarias para los sistemas de salud.

El pediatra de Atención Primaria desempeña un papel fundamental en el diagnóstico precoz, en la educación y control del niño y en el apoyo a la familia.

Al enfermo, y por ende a la familia, se debe proporcionar conocimiento, fomentando la adquisición de habilidades de autocontrol y logrando una actitud lo más positiva posible por parte del niño. Por ello, es crucial que esta etapa de aprendizaje y educación, se inicie en el momento en el que la enfermedad hace acto de presencia, y es que de esta manera, en la adolescencia, conseguirá una mayor autonomía y su integración en el ámbito escolar, familiar y de amistades, será el mejor posible.

No hay que olvidar la labor que los docentes también desempeñan o deberían desempeñar, y es que se les tendría que proporcionar una preparación mínima en el cuidado de niños con diabetes y reconocerles en su currículo su capacitación e interés. En este aspecto, la postura de la SEPEAP es clara, y es que considera que o bien se dota a los colegios de personal sanitario, como hacen cada vez más los centros privados y los públicos extranjeros, o por el contrario se prepara al profesorado interesado en realizar esta función para que sepa valorar y tomar decisiones sobre algunos problemas de salud.
..Redacción