Inicio ASP Disponer de muestras adecuadas de tejido tumoral y los retrasos en la...

Disponer de muestras adecuadas de tejido tumoral y los retrasos en la recepción de los resultados, dificultades en el diagnóstico de cáncer de pulmón

Compartir

Expertos en cáncer de pulmón, oncólogos y representantes de asociaciones de pacientes han trabajado para detectar los desafíos a los que se enfrentan los pacientes con adenocarcinoma de pulmón en estadio avanzado -un tipo de cáncer de pulmón no microcítico (CPNM))- a la hora de someterse a las pruebas para determinar el mejor tratamiento, como han sido los problemas para disponer muestras adecuadas de tejido tumoral y los retrasos en la recepción de los resultados.

‘Determinación de la mutación EGFR en cáncer de pulmón no microcítico avanzado-Perspectivas y retos’, y es que así se llama el informe que, elaborado por Boehringer Ingelheim, recoge declaraciones de expertos de países como Alemania, España, Italia, Reino Unido, Canadá y Estados Unidos basadas en los resultados de una encuesta internacional reciente realizada a oncólogos de cáncer de pulmón y expertos neumólogos sobre el CPNM avanzado.

Si bien las perspectivas a escala nacional contenidas en este informe varían, quedan claras las dificultades más frecuentes para conseguir las pruebas del factor de crecimiento epidérmico y su receptor (EGFR) y la prescripción de un tratamiento personalizado para todos los pacientes elegibles”, comenta la especialista en rehabilitación en cáncer y representante del Grupo Español de Pacientes con Cáncer (GEPAC), Natacha Bolaños.

España es uno de los países en los que más se realizan las pruebas de determinación de mutación del EGFR antes de iniciar tratamiento. “Las tasas de realización del test EGFR son altas aunque existen desafíos como la disponibilidad de muestra de tejido válido para el análisis o el tiempo de entrega de los resultados de los estudios moleculares”, comenta la oncóloga del Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña, la doctora Rosario García Campelo.

Otros de los desafíos en varios países a los que se enfrentan los pacientes con adenocarcinoma de pulmón en estadio avanzado son los tiempos para conocer los resultados, y es que es importante conocerlos antes de iniciar tratamiento ya que los datos han demostrado que los tratamientos específicos del EGFR retrasan significativamente la progresión de la enfermedad en comparación con la quimioterapia. En este sentido, un dato concluyente: hay tratamientos en los que se ha observado un aumento de la supervivencia global de los pacientes con el tipo de mutación más común, la mutación Del19de EGFR , en comparación con la quimioterapia.

Otro de los obstáculos detectados, especialmente en países como Reino Unido e Italia, es que a pesar de que se realicen las pruebas del EGFR, algunos pacientes inician el tratamiento en primera línea antes de que estén disponibles los resultados de las mismas, por lo que éste no está personalizado para su mutación, dicho de otra manera, no se da una correspondencia exacta al no actuar en función de los resultados de las pruebas.

Al respecto, el director Médico del Área de Oncología de Tumores Sólidos de Boehringer Ingelheim, el doctor Mehdi Shahidi, comenta que “los tratamientos específicos pueden beneficiar a los pacientes con cáncer de pulmón con mutación positiva del EGFR al retrasar la progresión de la enfermedad y, en el caso de algunos, al ofrecer ventajas de supervivencia en comparación con la quimioterapia. Esta es la razón por la que es tan importante realizar las pruebas de mutación del EGFR y actuar en función de los resultados de las mismas. Los equipos sanitarios tienen que optimizar las herramientas, los recursos y las pruebas disponibles para mejorar el acceso al tratamiento personalizado en beneficio de los pacientes”. No obstante, Shahidi aunque afirma que “las tasas de realización de las pruebas del EGFR han mejorado considerablemente en los últimos años”, es realista y reconoce que “todavía queda trabajo por hacer”.
..Redacción