Inicio ASP 25.000 españoles podrían sufrir ceguera total si no realizan revisiones periódicas para...

25.000 españoles podrían sufrir ceguera total si no realizan revisiones periódicas para prevenir el Glaucoma

Compartir

El Glaucoma es una enfermedad ocular que se caracteriza por la pérdida de visión debido al daño progresivo que se produce en el nervio óptico y, en la actualidad, es la segunda causa de ceguera (por detrás de las cataratas). En España la sufren 1 millón de ciudadanos y el 50% de ellos no saben que la padecen. Coincidiendo con la celebración, del 7 al 12 de marzo, de la Semana Mundial del Glaucoma, la Asociación de Glaucoma para Afectados y Familiares (AGAF) destaca que con un diagnóstico precoz, gracias a las revisiones periódicas necesarias, se evitaría que 25.000 españoles que no saben que tienen glaucoma sufriesen ceguera total.

La Asociación de Glaucoma para Afectados y Familiares (AGAF) y todos los enfermos y familiares que pertenecen a la Asociación quieren alertar sobre la importancia de realizarse una exploración oftalmológica una vez al año a partir de los 45 años para detectar el Glaucoma más frecuente. “El gran problema que presenta esta enfermedad es que, en su fase inicial, los Glaucomas más frecuentes son asintomáticos y tampoco notas pérdida de visión porque el cerebro compensa el déficit”, afirma Delfina Balonga, Presidenta de AGAF.

Sin embargo, el deterioro del nervio ocular es irreversible y poco a poco ocasiona una progresiva pérdida de la visión lateral, como si miráramos a través de un túnel. Precisamente esa pérdida de visión gradual y la ausencia de dolor en la mayoría de los casos provoca que el paciente no sospeche, por eso en España se calcula que casi 500.000 personas desconocen que padecen esta “enfermedad silenciosa”. El gran problema del Glaucoma es que si no se detecta a tiempo puede producir graves problemas de visión y en un 5% de los casos ceguera total. Gracias a un diagnóstico a tiempo la ceguera se puede evitar en el 95% de los casos.

El Glaucoma puede aparecer a cualquier edad, pero el riesgo aumenta sobre todo a partir de los 60 años, y se calcula que en la actualidad un millón de personas lo padecen en España. No obstante, muchos desconocen que también existen otros factores de riesgo como la Diabetes, la presión intraocular alta, antecedentes familiares de Glaucoma, Miopía elevada (más de 5 dioptrías), hipertensión arterial o estar medicado con corticoides. “Nuestra Asociación no sólo nace para apoyarnos entre pacientes con Glaucoma sino que también nos encargamos de orientar y guiar a aquellas personas que tienen dudas sobre cómo se diagnostica. Es fundamental que cualquier persona con una deficiencia visual no se sienta sola”, añade Delfina Balonga.

El diagnóstico del Glaucoma se realiza mediante un estudio que consta de medición de la tensión ocular y examen del nervio óptico y, en caso de duda, se evalúa el campo visual. La detección precoz permite una mayor variedad de tratamientos que van desde la aplicación de colirios a la intervención quirúrgica. Gracias a ellos se detiene el progreso de la enfermedad y se disminuye la pérdida de visión. No se consigue recuperar la visión perdida, pero evita daños adicionales. Por este motivo, desde AGAF destacan también la importancia de seguir los tratamientos, directrices y consejos que ofrecen los oftalmólogos y optometristas con el fin de llevar un correcto seguimiento de la enfermedad.