No se pierda

La cirugía de válvula mitral mínimamente invasiva ofrece opción viable para ciertos enfermos de corazón

1 de abril, 2016
valvula mitral

Los pacientes sometidos a una reparación o reemplazo de la válvula mitral mínimamente invasiva (mini-MVR) tienen resultados similares a los de los pacientes sometidos a cirugía convencional y también experimentan estancias hospitalarias más cortas y menos transfusiones de sangre, según un artículo publicado hoy por The Annals of Thoracic Surgery.

Puntos clave:

  • El mini-MVR no mostró diferencias en comparación con la cirugía convencional en los resultados o en los costes totales del hospital.
  • El mini-MVR se asoció a ingresos más cortas en el hospital y a menos transfusiones de sangre.
  • Se espera que el uso del mini-MVR aumente en los próximos años a medida que haya más resultados disponibles acerca de los logros y de los costos.
  • El reemplazo valvular aórtico (MVR) es un tratamiento común para la enfermedad de válvula mitral, incluyendo estenosis mitral (cuando la válvula no permite suficiente flujo de sangre) y la regurgitación mitral (cuando la sangre se filtra hacia atrás fuera de la válvula).

Nuestra investigación es el primer estudio multi-institucional de pacientes sometidos a mini-MVR en comparación con la cirugía tradicional“, dijo Emily A. Downs, de la Universidad de Virginia en Charlottesville, que dirigió el estudio. “Creemos que nuestros resultados son importantes, ya que pueden facilitar aún más la aprobación e implementación de las mini-MVR y proporcionar a los pacientes más opciones cuando se enfrentan a la cirugía“.

El Dr. Downs, Gorav Ailawadi, MD, y los investigadores de un consorcio de 18 hospitales en todos los estados incluidos en la Iniciativa de Virginia Cardiac Surgery Quality, examinaron los registros de 1.304 pacientes que se sometieron a un MVR aislado, entre 2011 y 2014. De ellos, 425 (un 32,6%) se sometieron a un mini- MVR.

Durante un MVR tradicional, un cirujano cardiotorácico hace una larga incisión de 6 – 8 pulgadas en el centro del esternón para abrir el pecho y proporcionar acceso directo al corazón. En un mini-MVR, el cirujano hace una incisión de 2 – 3 pulgadas entre las costillas en el lado derecho del pecho.

Los investigadores observaron que los pacientes sometidos a un mini-MVR tuvieron tasas similares de mortalidad, de accidentes cerebrovasculares (en contraste con la investigación anterior), y otras complicaciones en comparación con el MVR convencional. También encontraron que los pacientes experimentaron mini-MVR estancias más cortas en la unidad de cuidados intensivos e de ingreso, así como un menor número de transfusiones de sangre.

Los gastos totales del hospital fueron similares entre los dos grupos, a pesar de que los investigadores antes suponían que los mini-MVR podrían implicar mayores costos.

Por nuestra experiencia, un mini-MVR es adecuado para muchos pacientes y es particularmente útil tanto para pacientes ancianos con problemas de movilidad como para pacientes jóvenes y sanos que desean una recuperación y una vuelta al trabajo más rápidas“, dijo el Dr. Ailawadi. “Entre los pacientes que no son candidatos ideales para el mini-MVR se incluyen aquellos con calcificación severa del anillo mitral, con disfunción ventricular derecha, o una notable calcificación aórtica“.

La implementación de los mini-MVR ha sido lenta; Sin embargo, se espera que el volumen de procedimientos aumente a medida que haya más resultados disponibles acerca de los logros y los costos.

Un mini-MVR puede no ser apropiado para todos los centros, cirujanos o pacientes. Sin embargo, debería ser un enfoque esencial a tener en cuenta dentro del arsenal terapéutico de un Centro de Referencia en Reparación Valvular Mitral“, concluyó el Dr. Ailawadi.
..Susana Calvo