No se pierda

Un estudio revela cómo el cerebro borra los recuerdos a largo plazo

4 de abril, 2016
memoria

Un equipo de investigadores ha descubierto pistas vitales acerca de cómo el cerebro borra los recuerdos a largo plazo. Su estudio en ratas revela cómo el olvido puede ser el resultado de un proceso de eliminación activa en lugar de un fallo a la hora de recordar.

El estudio apunta hacia nuevas formas de hacer frente a la pérdida de memoria asociada a enfermedades tales como el Alzheimer y otros tipos de demencia.

Los resultados también podrían ayudar a los científicos a entender por qué algunos recuerdos no deseados son tan duraderos – como por ejemplo los de las personas que sufren de trastornos de estrés post-traumático.

Los recuerdos se mantienen gracias a la señalización química entre las células cerebrales que se basa en receptores especializados llamados receptores AMPA. Cuantos más receptores AMPA haya en la superficie donde las células del cerebro se conectan, más potente será la memoria.

El equipo dirigido por la Universidad de Edimburgo observó que el proceso activo de borrado de recuerdos ocurre cuando las células del cerebro eliminan los receptores AMPA de las conexiones entre las células cerebrales.

Con el tiempo, si la memoria no se recupera, los receptores AMPA pueden caer en el número y la memoria se borra poco a poco.

Los investigadores también demostraron que olvidar activamente la información de esta manera ayuda a los animales a adaptar su comportamiento en función de su entorno.

Bloqueando la eliminación de los receptores AMPA con un medicamento que los mantiene en la superficie de la célula hizo que se detuviera el olvido natural de recuerdos, como se observó en el estudio.

Los fármacos que se dirigen a la eliminación del receptor AMPA ya están siendo investigados como posibles terapias para prevenir la pérdida de memoria asociada a enfermedades como el Alzheimer y la demencia.

Sin embargo, los investigadores dicen que el olvido activo podría ser una faceta importante del aprendizaje y la memoria. Se necesita más investigación para entender cuáles son las consecuencias que tendría el hecho de bloquear este proceso sobre la capacidad de asumir nueva información y recuperar recuerdos existentes.

El Dr. Oliver Hardt, del Centre for Cognitive and Neural Systems de la Universidad de Edimburgo, dijo: “Nuestro estudio se centra en los procesos biológicos que ocurren en el cerebro cuando nos olvidamos de algo. El siguiente paso es determinar por qué algunos recuerdos sobreviven al tiempo y otros se borran. Entender cómo se protegen estos recuerdos, podría algún día conducir a nuevas terapias que detienen o ralentizan el proceso patológico de pérdida de memoria“.

El estudio está publicado en la revista Journal of Neuroscience.
..Susana Calvo