Inicio ASP La sanidad privada pone a disposición de la población todos sus datos...

La sanidad privada pone a disposición de la población todos sus datos e indicadores para que el paciente tenga la posibilidad de elegir

Compartir

La transparencia en materia de salud es algo esencial no solo para generar confianza, sino porque, a día de hoy, contribuye a acercar el dato al profesional sanitario, a que éste fluya entre áreas y territorios y a utilizarlo como instrumento para mejorar la relación con el paciente, ahorrarle esperas, precisar el diagnóstico y evitar tratamientos innecesarios. Luis Mayero, secretario general del Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (IDIS), considera que “los ciudadanos tienen derecho a gestionar su propia salud de forma activa decidiendo dónde son tratados en función de todos los datos y resultados que se generan en el sistema, en el entorno de titularidad pública o privada. Por ello, la transparencia y la calidad son dos elementos clave para dar a conocer la infraestructura, recursos, tecnologías, actividades, seguridad y resultados de salud de los diferentes hospitales y servicios asistenciales que los conforman y, por lo tanto, para mejorar la gestión del Sistema Sanitario en su conjunto”.

La información objetiva y transparente es imprescindible para la mejora continua de la calidad, la competitividad y la consecución de los mejores resultados en salud. La sanidad privada pone a disposición de toda la población, año tras año y de forma transparente, todos sus datos e indicadores para fomentar el empoderamiento del paciente y que, de esta forma, pueda corresponsabilizarse de su propia salud. El informe Sanidad Privada, Aportando Valor: Análisis de la situación, es un buen ejemplo de ello. Este estudio que recoge la realidad del sector de la sanidad privada y anualmente confirma el excelente nivel alcanzado por este sistema de provisión y aseguramiento, no solo por su aportación de riqueza en términos de PIB y empleo cualificado, sino también en aspectos clave como la calidad, los procesos de innovación, la formación continuada y los modelos de colaboración con la sanidad pública que contribuyen a dotarle de solvencia y sostenibilidad al descargarle notablemente tanto de presión financiera como de demanda asistencial y listas de espera asociadas.

El Barómetro de la Sanidad Privada es un informe en el que se recoge la opinión de los usuarios de la sanidad privada, que son los mejores conocedores de su funcionamiento y calidad asistencial, teniendo en cuenta que mantienen un doble aseguramiento, uno obligatorio, el público y otro voluntario, el privado. Este informe supone una referencia para continuar trabajando en la mejora continua de los distintos servicios dentro de programas específicos de calidad total y proporcionar así un nivel asistencial y sanitario óptimo que contribuya eficazmente al sostenimiento y solvencia del Sistema Nacional de Salud. Por otro lado, la Fundación IDIS hace hincapié en la mejora de los procedimientos y procesos y, por ello, cada año publica el Estudio RESA (Resultados de Salud), donde se analizan indicadores representativos de la eficacia, eficiencia, efectividad, accesibilidad, calidad y seguridad que aporta el sector de la sanidad privada.

Asimismo, dentro de la labor de transparencia de la Fundación IDIS destacan el Informe de interoperabilidad que analiza el desarrollo de la interoperabilidad de la información clínica en España preparando el terreno para plantear un modelo concreto que involucre a todos los agentes implicados teniendo al paciente como propietario de sus datos de salud en el centro del proceso, el Informe de investigación clínica en centros privados (Informe BEST de Farmaindustria) que muestra la apuesta decidida del sector por la innovación como motor de desarrollo, competitividad y futuro y el próximo Informe de análisis del Sector Sociosanitario en España, que busca poner de manifiesto la realidad y compromiso del sector privado de la sanidad en todo el contexto de la atención sociosanitaria, un aspecto clave en un entorno de envejecimiento progresivo de nuestra sociedad, así como propuestas que aporten valor teniendo en cuenta todas las necesidades de la sociedad (envejecimiento activo, atención domiciliaria, corresponsabilidad en la gestión de la propia salud por parte del paciente y su entorno, educación para la salud, centros especializados de media y larga estancia, coordinación de niveles asistenciales, incorporación de las TIC, etc…)

Sin duda, en los múltiples estudios e informes que venimos realizando se puede observar cómo profesionales, centros, pacientes y familiares confían y aportan credibilidad a un sistema sanitario de titularidad privada que seguro se encuentra entre los mejores del mundo en términos de resultados de salud, calidad, seguridad, innovaciión y eficiencia en la gestión”, matiza el secretario general de IDIS.

Y también una apuesta por la calidad
IDIS apuesta de forma decidida por todo lo relacionado con la calidad; de hecho, hace ya más de un año puso en marcha la Acreditación QH (Quality Healthcare), un indicador que se concede a aquellas organizaciones sanitarias que buscan la mejora continua a través de las mejores prácticas y los mayores estándares de calidad y resultados, reconociendo el esfuerzo realizado en la senda de la calidad. Según Luis Mayero, “este reconocimiento supone un motor de transparencia, innovación y mejora continua para las organizaciones sanitarias españolas fomentando el benchmarking; además, si aunamos criterios y los acercamos al paciente podrá ayudar a construir un futuro común para un sistema sanitario integrado y por lo tanto más competitivo”.