No se pierda

¿Las estatinas son el mejor medicamento para bajar el colesterol? Un reciente estudio lo investiga

29 de septiembre, 2016
estatinas

Las estatinas deberían seguir siendo la terapia de primera línea para disminuir el colesterol y reducir el riesgo de enfermedad cardiovascular, pero si no se pueden tolerar, las terapias no estatínicas también pueden ser beneficiosas. Esta es la conclusión de un nuevo estudio publicado en JAMA.

Las estatinas son fármacos que bloquean una enzima productora de colesterol en el hígado llamada HMG-CoA reductasa. Esto reduce la producción de colesterol de las lipoproteínas de baja densidad (LDL) – el colesterol “malo”-, que puede aumentar el riesgo de ataque al corazón, accidente cerebrovascular y enfermedad cardíaca.

El coautor del estudio, el Dr. Marc S. Sabatine, del Brigham and Women’s Hospital at Harvard Medical School en Boston, Massachusetts, y sus colegas notaron que los beneficios clínicos del uso de estatinas para reducir el colesterol LDL son ampliamente aceptados, en gran parte debido a la alta calidad de la evidencia de su seguridad y de eficacia en los ensayos clínicos.

De acuerdo con la Asociación Americana del Corazón, las estatinas son la único tipo de medicamento reductor del colesterol que ha demostrado que reduce directamente el riesgo de ataque cardíaco y accidente cerebrovascular, por lo que a menudo es la primera opción de tratamiento farmacológico para pacientes con niveles altos de colesterol LDL.

Cuando se habla de terapias no estatínicas para bajar el colesterol, sin embargo, los beneficios están menos claros.

Para su estudio, el Dr. Sabatine y su equipo se propuso evaluar los efectos de las estatinas y terapias no estatínicas sobre los niveles de colesterol LDL y el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

Los investigadores llevaron a cabo una revisión y un metaanálisis de 49 ensayos aleatorizados realizados entre 1966-2016. Los ensayos incluyeron a 312.175 participantes con una edad media de 62 años.

Entre los participantes se produjo un total de 39.645 eventos cardiovasculares – incluyendo infarto de miocardio, ictus y muerte cardiovascular -, y los ensayos evaluaron los resultados de nueve terapias diferentes que reducen el colesterol.

Con el fin de comparar estas terapias, el equipo las dividió en cuatro grupos:

· Estatinas
· Las terapias no estatínicas que en un principio reducen el colesterol mediante el aumento de la expresión de receptores de LDL, como la dieta, los secuestradores de ácidos biliares, y la derivación ileal.
· Las terapias que no aumentan la expresión del receptor de LDL, como los fibratos, niacina, y inhibidores de la proteína transportadora de ésteres de colesterol (CETP)
· Los inhibidores de PCSK9 – una nueva clase de fármacos que reducen el colesterol LDL mediante el bloqueo de la actividad de la proteína PCSK9 del hígado.

El equipo señala que los ensayos que investigan específicamente cómo los inhibidores de PCSK9 afectan a los resultados cardiovasculares todavía tienen que ser completados, por lo que hasta la fecha los datos de estos fármacos se han evaluado por separado y se han comparado con los datos de las terapias que aumentan la expresión del receptor de LDL.

Los resultados del análisis revelaron que las estatinas y terapias no estatínicas que aumentan la expresión del receptor de LDL eran igual de eficaces para reducir el colesterol LDL y para reducir el riesgo de eventos cardiovasculares.

Con ambos tipos de terapias, cada 1 milimol por litro (39 miligramos por decilitro) de reducción en el colesterol LDL representó una disminución del 23 por ciento en el riesgo de eventos cardiovasculares, informó el equipo.

Según el Dr. Sabatine y sus colegas, sus resultados “merecen una cuidadosa consideración dada la fuerza de la evidencia de ensayos disponibles de los diferentes tipos de terapias“.

Los autores añaden:
De acuerdo con las directrices actuales, cuando se toleran, las estatinas deberían ser el tratamiento de primera línea, dadas las grandes reducciones observadas para el C-LDL [colesterol LDL], el excelente perfil de seguridad, el beneficio clínico demostrado, y de bajo costo (ahora que la mayoría son genéricos )”.

Sin embargo, los datos en el presente análisis de meta-regresión plantean la posibilidad de que otras intervenciones, especialmente las que en última instancia actúan predominantemente a través de la regulación positiva de la expresión del receptor de LDL, pueden proporcionar opciones adicionales y pueden ser potencialmente asociadas con el mismo beneficio clínico relativo por cada 1 milimol por litro en la reducción de LDL-C“.
..Susana Calvo