No se pierda

19 consejos que la Academia Americana de Pediatría establece para evitar la muerte súbita en el bebé

8 de noviembre, 2016
muerte-subita-bebe

La Academia Americana de Pediatría (AAP, por sus siglas en inglés) ha publicado una guía con 19 recomendaciones que, basadas en 63 estudios, tiene como objetivo evitar la muerte súbita del lactante. “Sabemos que los padres pueden verse superados por la llegada al mundo de un niño y queremos proporcionarles una guía clara y sencilla sobre la forma y el lugar para dormirlos”, afirma la autora principal de estos consejos, Rachel Moon.

Teniendo como premisas que las tres normas básicas del sueño en el lactante deben ser que duerma solo, boca arriba y en una cama o cuna ordenada, esta experta ha enumerado las principales recomendaciones para evitar el Síndrome de Muerte Súbita del Lactante (SMSL), también conocido como Síndrome de Muerte Súbita del Bebé, o “muerte en cuna”, la cual es la primera causa de muerte en los países occidentales en niños de entre uno y 12 meses.

  1. Coloque al bebé boca arriba para dormir al menos hasta el primer año de edad en esa postura que no aumenta el riesgo de asfixia.
  2. Utilice para dormir una superficie firme.
  3. Alimentarlo con lactancia materna siempre que sea posible. Rachel Moon informa que la lactancia materna reduce en un 50% la muerte súbita del lactante.
  4. Los niños deben dormir en la habitación de los padres, pero en cama separada durante el primer año. Obligatoriamente en los primeros seis meses.
  5. Retirar de la superficie de la cama objetos blandos y ropa de cama.
  6. Ofrecerle el chupete durante la siesta y al acostarse.
  7. Evitar la exposición al humo durante el embarazo y tras el nacimiento.
  8. Evitar el consumo de alcohol y drogas durante el embarazo y después del nacimiento.
  9. Evitar el sobrecalentamiento y gorros para dormir en la cabeza de los bebés.
  10. Las mujeres embarazadas deben recibir atención prenatal regular.
  11. Los bebés deben ser vacunados de acuerdo con el calendario de vacunación.
  12. Evitar el uso de dispositivos no recomendados para el sueño seguro, tales como cuñas y posicionadores.
  13. Los monitores cardiorrespiratorios en casa no reducen el riesgo de muerte prematura del lactante.
  14. Supervisar el tiempo que pasa boca abajo mientras el bebé está despierto para ayudar al desarrollo y reducir al mínimo la plagiocefalia posicional que, como define la Asociación Española de Pediatría (AEP), es la “deformidad de la cabeza del bebé producida por una postura determinada que actúa modificando la forma de la cabeza del niño”.
  15. No hay evidencia de que los pañales reduzcan el riesgo de muerte prematura del lactante.
  16. Seguir las recomendaciones de su pediatra, neonatólogo y las unidades de cuidados intensivos neonatales, para reducir el riesgo de muerte prematura del lactante.
  17. Los medios y los fabricantes deben seguir las recomendaciones para un sueño seguro en sus informaciones y en la publicidad.
  18. Promover las recomendaciones de sueño seguro para reducir aún más las muertes relacionadas con el sueño.
  19. Se debe continuar la investigación y vigilancia sobre los factores de riesgo.

..Redacción