Inicio ASP La Sanidad Privada cuenta con la tecnología de alta complejidad que le...

La Sanidad Privada cuenta con la tecnología de alta complejidad que le permite llevar a cabo una medicina de excelencia

Compartir

El sector sanitario privado es un importante agente dinamizador y difusor de innovaciones en el entorno de la tecnología, contando con equipamiento médico avanzado y tecnología de alta complejidad que le permite llevar a cabo una medicina de excelencia.

El sector sanitario privado, actualmente debe ser considerado como un importante agente dinamizador y difusor de innovaciones en el entorno de la tecnología, y es que así se pone de manifiesto en el estudio ‘Análisis de situación 2017’ del Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (IDIS).

Afirmar que “el equipamiento médico avanzado y la tecnología de alta complejidad permite llevar a cabo una medicina de excelencia”, es ensalzar la simbiosis que se produce entre la tecnología y sus innovaciones con la sanidad.

Como recoge el estudio, “el uso de la tecnología en la asistencia sanitaria ofrece un conjunto de beneficios al paciente, al profesional y”, por ende,  “al sistema sanitario en general”.

Entre los beneficios, cabe destacar los siguientes:

  • Previene enfermedades, lo que reduce la necesidad de asistencia sanitaria futura y en consecuencia menos costes sanitarios.
  • Mejora el diagnóstico y ayuda a la detección temprana de enfermedades, lo que permite una terapia más eficaz.
  • En términos de eficacia, eficiciencia y rapidez se mejora.
  • Apoya en la monitorización del paciente.
  • Permite una mejor gestión de la información clínica.
  • Nuevas formas de trabajo, más eficientes, conectadas y globales son posible.

El sector hospitalario privado apuesta por técnicas innovadoras y sofisticadas

Si nos atenemos al sector privado, “la adquisición de equipos punteros y de tecnología de última generación es un aspecto clave en el desarrollo del sector sanitario privado”. Tanto para la mejora de la eficiencia, prestar un servicio de calidad y, por ende obtener los mejores resultados posibles en la atención sanitaria, “la incorporación de la tecnología es fundamental”. Al respecto destacar estos datos: el sector hospitalario privado dispone del 56% de las resonancias magnéticas, del 48% de los PET y del 36% de los TAC existentes en España.

La simulación médica avanzada, las tecnologías híbridas, la cirugía robótica, los aceleradores lineales con electrones o el quirófano híbrido, entre otros, son buenos ejemplos de cómo los equipos punteros y la tecnología de última generación está presente en centros privados. En el caso del robot quirúrgico Da Vinci, plataforma robótica orientada a potenciar las capacidades del cirujano y ofrecer en intervenciones quirúrgicas complejas una opción mínimamente invasiva, centros de Quirónsalud, HM Hospitales, Sanitas o la Clínica Universidad de Navarra la incluyen en su cartera de servicios.

Por Comunidades Autónomas, aquellas que disponen de un mayor porcentaje de equipamiento en centros privados, los primeros lugares las ocupan Cataluña (44%), Comunidad Valenciana y Galicia (ambos con el 35%).
..Redacción