No se pierda

Spiriman: Estamos quemados por la sobrecarga tan bestial que tenemos

9 de mayo, 2017
spiriman

Spiriman es el Dr. Jesús Candel, médico de Urgencias de Granada y que ha liderado y lidera la pelea contra la mala gestión de la Sanidad Pública andaluza. Ha atendido a iSanidad. Lo mejor de la Sanidad para volver a denunciar la mala gestión, los intereses personales y la posibilidad de que la corrupción se lleve por delante el Sistema Nacional de Salud (SNS). Como trabajador de la Sanidad Pública entiende la necesidad de que exista la Sanidad Privada, pero lejos de la “Administración Paralela” que denuncia. Spiriman muestra que pelea por mejorar el sistema sanitario, por los profesionales y por los pacientes, algo que le está suponiendo destapar “corruptelas”.

Sanidad Pública-Sanidad Privada, ¿pueden convivir las dos juntas?
Por supuesto que sí, yo no ejerzo la Sanidad Privada pero tengo muchos amigos que lo hacen. Creo que la Sanidad Privada, además, debe de paliar un poco esa demanda rápida que quiere mucha gente y que no es necesaria, porque hay cosas que realmente pueden esperar y que creo que los protocolos se han establecido, durante muchos años en muchas patologías y no hay ningún problema. Para que haya una Sanidad Pública de calidad, lo básico debe de cubrirse primero. No podemos, como ha estado haciendo la Sanidad Pública andaluza y supongo que la nacional, invertir en grandes unidades especializadas que son para cuatro pacientes y luego se tiene abandonada la Primaria, algo que es fundamental para que haya un estado de salud de calidad en la población.

Se ha pervertido tanto en el sistema, que han hecho que al final intenten cargarse la Sanidad Pública para favorecer a la Sanidad Privada en cosas que son básicas. En Andalucía para que te vea un cardiólogo o un traumatólogo, la gente se va a la privada.

También se han hecho más conciertos en el sistema andaluz, la denominada “Administración Paralela”. Se han creado más empresas públicas, que en realidad son privadas que juegan con el dinero público y lo derivan para colocar ahí las pruebas diagnósticas.

Un médico mal retribuido no puede dar calidad asistencial, ¿esto es evidente para todos?
Un médico mal retribuido no va a estar motivado. Después de todos los años de carrera que hacemos, después de todo lo que tenemos que estudiar, con un trabajo que considero duro y con una responsabilidad muy grande, creo que debe estar bien retribuido, no como estamos retribuidos. Es indignante ver los sueldos que tenemos.

Te pongo un ejemplo. Terminé de residente, mi primer año de adjunto yo estaba muy feliz porque trabajaba y cobraba más de 5000 euros al mes. Un médico con una jornada completa cobra 3000 euros, no cobra más aquí en Andalucía. No es que tengamos un sueldo muy bajo, pero con la responsabilidad que tenemos, más que la mala retribución, yo creo que el problema es la sobrecarga tan grande de trabajo lo que hace que la asistencia no sea buena. Ahí es donde están todos los fallos, ahí es donde está realmente todas las cosas que están pasando y que al final están en detrimento de la atención al paciente. Es esa sobrecarga bestial que tenemos por lo que estamos es quemados, no trabajamos a gusto todos los médicos del Sistema Nacional de Salud.

¿Es que hacen falta más médicos en política sanitaria?
Lo que hace falta primero es una buena gestión porque los políticos utilizan a determinados médicos para darle unos privilegios, una serie de intereses, que al final lo que han conseguido montar, digamos, unos “cortijos”. Han montado sus “cortijillos” y al final su jefe hace lo que quiere, hace y deshace como quiere, juegan con las productividades porque ellos ganan mucho dinero con la productividad y juegan con que todos los médicos receten los que ellos quieren recetar, deriven las pruebas que tengan que derivar porque ellos hacen y no cumplen una serie de normas que no se las deberían exigir a un médico, porque un médico hace una carrera porque es la máxima autoridad sanitaria y nadie le tiene que decir qué es lo que tengo que pedir o no a un paciente.

Tengo que actuar con todos los pacientes por igual, no ya que cuando he cubierto el cupo de pruebas, o cuando ya he recetado demasiado de “este” medicamento, ya no, no puedo porque nos estamos colando y nos vamos a pasar de la productividad, para que nos de la productividad.

¿Cómo vamos a funcionar los médicos como en una empresa? Tienen que gestionar bien la gerencia, la administración, tienen la potestad de distribuir los recursos, pero nada más. Ahora, los médicos son los responsables de las direcciones médicas, toda esta gente, estos son los verdaderos irresponsables de la Sanidad Pública, son los que se están cargando el sistema, que es por lo que ahora los colegios médicos están alertados con mis vídeos y mis cosas cuando digo, si es que la culpa no es ni de Susana Díaz ni de Rajoy, no, ellos no tienen ni idea de Sanidad, ellos dicen lo que nosotros pedimos y si vosotros os sentáis en una mesa y lo que hacéis es jugar a tener nuestro reino de taifas importando con “tres pares de cojones” y así te lo digo, lo que realmente beneficia al paciente, entonces qué pasa, ¿Qué han hecho estos tres últimos años? Pues realmente motivar la salida de los médicos, que se acaban yendo fuera ¿por qué?, porque ellos lo que quieren es trabajar poco, no hacer guardias, eso es lo fundamental

Si quieren trabajar poco y no hacer guardia ¿qué hacen?, contratos basura para que así la gente joven haga el trabajo duro, que trabajen de verdad y que se chupen todas las guardias. Los turnos de noche se hacen con contratos de noche, y hay quejas porque ven a como otros compañeros entrar a las 10 de la mañana y salir a la 1.

¿Puede la corrupción acabar con el Sistema Nacional de Salud que tenemos?
Claro que sí. Esto es lo que está alarmando a la comunidad andaluza, de hecho, en los colegios hay un enfrentamiento claro, hay un colegio a nivel nacional. Por ejemplo, el Consejo Andaluz ha presionado mucho al Colegio de Médicos de Granada para que me abra un expediente informativo porque dicen que estoy faltando, por decir lo que te estoy diciendo, la honorabilidad de los médicos y de la profesión médica. Dicen que estoy yendo contra la ética profesional.

Sin embargo, no estoy hundiendo a nadie, estoy diciendo cómo funciona el sistema, y sabéis que es verdad y yo tengo el deber de denunciarlo porque el código me dice que sí, que debe haber confraternidad entre los médicos, pero lo fundamental es que debe de predominar el derecho del paciente, es decir, tenemos que velar porque se cumpla lo mismo para todos, que haya una equidad y esto es a lo que han jugado, han pervertido el sistema.

Lo curioso es que todos aquellos que se dedican a la privada o los que están de jefatura, son aquellos que han fomentado los recortes, las corruptelas y encima tienen la poca vergüenza de salir en la prensa hablando. Eso es lo que se ha puesto en evidencia en Granada, lo que he desmontado yo a través de las redes sociales y, ¿qué hacen? La respuesta es incentivar a los políticos y a determinadas personas a me tachen de un médico loco. Ahí están equivocados, ahí se ha equivocado Susana Díaz y su elenco de gente de salud, porque si yo estoy explicando una cosa y ellos están explicando otra, la gente tiene derecho a preguntarse ¿quién me está engañando? Y yo explico las cosas como las estoy explicando aquí, porque además la gente las vive y encima se crea un grupo que lo creo yo, que se llama “Granada 16-O” por una sanidad digna, que ya tiene 62.000 personas, donde la gente está continuamente hablando de lo que le pasa, creando alarma social.

Lo que hemos parado ha sido esa tendencia a la privatización y ese desastre que querían crear en Granada; en Granada habían conseguido destruir un hospital, recortar 1200 puestos de trabajo y trasladarla la cita al traumatólogo para dentro de 7 meses. ¿Qué hace esa persona? Mi salud es mi salud, que yo me voy a una clínica privada y me gasto el dinero.

Esto es fomentar la Sanidad Privada, pero que además la estás fomentando en aquellos que están en la jefatura, aquellos que están en cargos directivos, aquellos que están de consejeros, todos estos son los mismo que luego están en las clínicas privadas de servicio. Han intentado engañar a la población y yo he salido y lo he dicho en mis vídeos, sin pelos en la lengua.

¿Cuál es el futuro de Spiriman: político, sindical, científico…?, ¿cómo te ves en 2 años?
De médico de urgencias y espero poder recuperar y poder un poco renovarme. Hay cosas que tenemos que estudiar todos los días y salen protocolos nuevos, tengo mis nociones y con eso te manejas y también aprendes con la experiencia. Yo me veo como médico de urgencias y eso sí, siempre defendiendo la Sanidad Pública. La seguiré defendiendo como médico de urgencias, lo “jodido” de esto es que la gente siga pensando que yo me voy a dedicar a política, que me voy a crear un sindicato. No, yo he creado simplemente una asociación porque me la han propuesto, los miles y miles de ciudadanos. Ya no soy solo yo, somos tres mil y pico pero nos faltan por meter más y cada día hace más falta, para defender a pacientes y defender a los profesionales, es decir, vamos a llevar a los juzgados todas estas cosas que han estado saliendo muchas veces en la prensa en las cuales parece que no hay ninguna responsabilidad. Pues claro que la hay, lo que pasa es que nadie nunca la ha llevado a juzgado.
..Redacción