Inicio ASP En España el 37% de los niños entre 8 y 16 años...

En España el 37% de los niños entre 8 y 16 años sufre dolor crónico

Compartir

Según el doctor Jordi Miró, coordinador del Grupo de Trabajo de Dolor Infantil de la Sociedad Española del Dolor (SED), el correcto manejo del dolor infantil se perfila como un reto vital para la sociedad y los profesionales sanitarios, y es que así lo puso de manifiesto durante el XIV Congreso de la SED que, bajo el lema ‘Avanzando en el estudio y tratamiento del dolor’, se ha celebrado en Murcia.

Durante la sesión ‘Dolor crónico infantil: retos y posibilidades’, este especialista ha defendido la necesidad de concienciar a la población de que este trastorno es real y, lo más grave, es más frecuente entre los niños y jóvenes de lo que puede parecer. “Este estudio estima que el 37% de los niños entre 8 y 16 años sufre dolor crónico en España, un porcentaje muy elevado, aunque de ellos poco más del 5% lo sufre de forma severa”.

Para el doctor Miró, la alta incidencia de este trastorno en la población más joven contrasta con el desconocimiento en este campo por parte de los profesionales y de la sociedad en general, por ello ha hecho especial hincapié en que el dolor influye de forma determinante en la calidad de vida del paciente, con independencia del grado de intensidad y de la causa.

Escasos recursos destinados a la investigación en dolor infantil

Hay mucho trabajo por hacer para mejorar la atención de los afectados, pero se perciben cambios positivos en distintos niveles y ámbitos. Los profesionales cada vez están más interesados en esta materia”, afirma el doctor.

Al respecto, el coordinador del Grupo de Trabajo de Dolor Infantil de la SED lamenta los escasos recursos que se destinan a la investigación en dolor infantil y la falta de estructuras para un abordaje multidisciplinar completo que mejore la calidad de vida de los pequeños con dolor.

En este sentido ha indicado que “hasta ahora se han adaptado los modelos de éxito en adultos”, pero falta algo más, que es “el paso definitivo” que “será diseñar protocolos específicamente para los niños”. Por ello, añade, que “hay que tener en cuenta que la evaluación, por ejemplo, es totalmente diferente en menores de nueve años y en bebés de unos meses”.

Para el doctor Miró, algunas iniciativas como la creación de una red de excelencia de investigación en dolor infantil en España o la cátedra de Cátedra de Dolor Infantil Universidad Rovira i Virgili-Fundación Grünenthal vislumbran un futuro esperanzador para la mejora del abordaje del dolor crónico infantil.

..Redacción