Inicio ASP Más de 100 países ofrecen cuidados paliativos insuficientes a los ciudadanos

Más de 100 países ofrecen cuidados paliativos insuficientes a los ciudadanos

Compartir

Los sistemas sanitarios de más de 100 países ofrecen cuidados paliativos insuficientes a los ciudadanos que necesitan medidas para aliviar el sufrimiento, y es que así se desprende de un estudio publicado en la revista The Lancet.

En concreto, tal y como revela el informe, más de 25,5 millones de personas mueren cada año por dolencias que provocan sufrimiento y precisan cuidados paliativos, mientras que otros 35,5 millones requieren medicación contra el dolor por condiciones no letales.

Entre ese centenar de naciones, 25 tienen un acceso prácticamente nulo a la morfina, mientras que 15 solamente distribuyen analgésicos opioides para atender al 1% de las personas que los necesitan.

Para conseguir estas conclusiones, decenas de expertos internacionales evaluaron la necesidad de cuidados paliativos en 172 países a partir de enfermedades como el VIH, cáncer, dolencias cardíacas, tuberculosis, fiebres hemorrágicas, malnutrición, demencia y heridas traumáticas.

Cuidados paliativos: el 80% de los casos se registran en países de ingresos medios y bajos

El estudio indica que el 80% de los casos en los que es necesario recurrir a cuidados paliativos se registran en países de ingresos medios y bajos, en los que el acceso a los recursos médicos es más escaso.

Burundi, la República Centroafricana, las Islas Comoras, la República del Congo, Yibuti y Guinea Ecuatorial son los países con peor puntuación en cuanto a su capacidad para administrar cuidados paliativos.

De las 298,5 toneladas métricas de morfina oral distribuidas cada año en el mundo, solamente 10,8 toneladas (el 3,6 %) llegan a estos países de ingresos medios y bajos.

Como afirma a Efe, Felicia Knaul, directora el Instituto de Estudios Avanzados para las Américas, “para cerrar esta brecha global, lo más básico sería facilitar acceso a la morfina oral de acción inmediata. El coste sería de 145 millones de dólares (121 millones de euros). Es menos de lo que cuesta un hospital medio en Europa o Estados Unidos”.

Según el país en el que viva, la diferencia en los cuidados paliativos que puede recibir una persona es “una de las mayores desigualdades que se han visto entre todos los indicadores de salud”, añade la investigadora que también indica que “este es uno de los pocos casos en los que tenemos un problema que se puede resolver y en el que el dinero no es la limitación más importante”.

A la hora de equilibrar el acceso a los recursos médicos, es necesario tener en cuenta que las personas que viven alejadas de grandes centros urbanos tienen mayores dificultades para acceder a tratamientos para paliar el sufrimiento, explica a Efe Liliana de Lima, directora ejecutiva de la Asociación Internacional de Cuidados Paliativos.

Los sistemas sanitarios de todo el mundo deben establecer un paquete esencial de cuidados paliativos

Los autores del trabajo proponen para empezar a resolver este problema que los  sistemas sanitarios de todo el mundo establezcan un “paquete esencial” de cuidados paliativos en el que se incluyan medicamentos libres de patentes, equipos adecuados para administrarlos y personal con la formación adecuada. Al respecto, como indica Knaul, “ningún médico ni enfermera debería graduarse sin formación en cuidados paliativos y gestión del dolor. Esa es una de nuestras recomendaciones concretas”.

Además de la necesidad de invertir en recursos, tanto materiales, como en formación, la especialista reconoce que existen otras barreras que impiden que sustancias como la morfina estén más extendidas en ciertos países, y es que en este sentido hay cierta resistencia por parte de médicos y pacientes a utilizar opioides, debido al miedo a la adición que pueden desencadenar y, además, en algunos países hay una política restrictiva y de control sobre estas sustancias con el de evitar usos no clínicos, por encima de las necesidades de los pacientes.

La medicina lleva décadas sin dedicar interés a los cuidados paliativos

La doctora Knaul considera que “la medicina lleva décadas sin dedicar el interés adecuado a los cuidados paliativos”, y es que a su juicio “se pone énfasis en la investigación y en la prevención, pero no tanto en reducir el sufrimiento”.

Finalmente, De Lima afirma que es necesario que los sistemas naciones de salud en todo el mundo incluyan los cuidados paliativos entre sus programas básicos, junto con los de prevención, tratamiento y rehabilitación.
..Redacción