Inicio Actualidad S.M. La Reina ha presidido el 30 aniversario de la Fundación Renal...

S.M. La Reina ha presidido el 30 aniversario de la Fundación Renal Iñigo Álvarez de Toledo

Su Majestad, la Reina Doña Sofía, ha presidido la celebración del 30 aniversario y la entrega de los Premios «Iñigo Álvarez de Toledo» a la investigación, de la Fundación Renal Iñigo Álvarez de Toledo.

En el acto, que ha tenido lugar en el Consejo Superior de Investigaciones Científicas, se ha destacado que la Fundación, en sus 30 años, siempre ha tenido como máxima prioridad el mejorar la calidad de vida y expectativas de futuro de los pacientes con insuficiencia renal.

La Fundación presta el máximo interés a la asistencia clínica, psicológica y social de los pacientes, sin olvidar su dedicación a la investigación nefrológica pensando en futuros pacientes, a través del Instituto Reina Sofía de Investigación Nefrológica.

S.M. La Reina ha premiado al personal del Centro Especial de Empleo de la Fundación Renal Iñigo Álvarez de Toledo, que constituye una de sus señas de identidad. Sus trabajadores representan el esfuerzo y la capacidad de superación.

A continuación, se ha entregado una medalla a dos “madres ejemplares” que dieron a luz enfermas del riñón y en medio de sesiones de diálisis. Asimismo, también se ha reconocido el mérito a 17 pacientes renales que realizaron el Camino de Santiago, dializándose a lo largo del viaje.

Además, S.M. La Reina ha reconocido la labor que desarrollan los miembros del Grupo de Apoyo de la Fundación. La intervención psicológica y social que realizan supone una de las características diferenciales  de la atención que se presta al enfermo en diálisis en los centros de la Fundación Renal.

Finalmente, S.M. La Reina ha entregado los premios a la Investigación Básica o Experimental, a la Investigación Aplicada o Clínica y a la Investigación en Enfermería Nefrológica.

Para el reconocido periodista Manuel Martín Ferrand: “la Fundación Renal Iñigo Álvarez de Toledo es un modelo a seguir. Gracias a la preparación y dedicación  de los médicos, psicólogos y asistentes sociales que trabajan en ella, puedo llevar una vida normal”. “Soy uno de los 22.000 españoles que nos beneficiamos de un tratamiento de hemodiálisis en España”.

Finalmente, para Doña Isabel Entero, presidenta de la Fundación Renal Iñigo Álvarez de Toledo: “Durante estos 30 años nuestra misión ha sido llevar a cabo el reto que nos planteamos, de tal forma, que en estos momentos, gestionamos 12 Centros de Hemodiálisis totalmente integrados con hospitales públicos, dando asistencia a casi 700 personas al año. En todo este tiempo hemos tratado a más de 6.000 pacientes y hemos sido capaces de abrir centros en Ecuador, Bolivia y Marruecos”.

Acerca de FRIAT
La Fundación Renal (www.friat.es), constituida el 15 de febrero de 1982 en el segundo aniversario del fallecimiento de Íñigo Álvarez de Toledo, tiene como máxima prioridad el mejorar la calidad de vida y expectativas de futuro de los pacientes con insuficiencia renal crónica que requieren tratamiento sustitutivo, con diálisis y trasplante.

La Fundación gestiona 12 Centros de Hemodiálisis totalmente integrados con los Hospitales Públicos de referencia, dando asistencia a casi 700 personas al año. En estos 30 años han ayudado a más de 6.000 enfermos renales.

El bienestar del paciente es el motivo principal de su actividad, siendo la eficacia, el rigor y la responsabilidad en la asistencia los valores que guían su trabajo.

La Fundación presta el máximo interés a la asistencia clínica, psicológica y social de los pacientes, sin olvidar su dedicación a la investigación nefrológica pensando en futuros pacientes. De esta forma, han ayudado a 15 unidades investigadoras punteras en España.

Asimismo, la Fundación desarrolla programas de cooperación internacional y de ayuda a países en vías de desarrollo, con fines asistenciales o formativos, y en general con cualquier otro fin relacionado con el objeto de la Fundación.

Su modelo ha sido trasladado a otros países. En 1993 se constituyó la Fundación Renal IAT de Ecuador. Asimismo, se ha apoyado la creación del centro de hemodiálisis San Juan Bautista en Bolivia y se ha construido y acondicionado un centro en Nador (Marruecos).