Inicio ASP Investigadores descubren un comportamiento de las células inmunitarias que desempeña un papel...

Investigadores descubren un comportamiento de las células inmunitarias que desempeña un papel clave en el alzhéimer

células-alzhéimer

..Redacción.
Un nuevo estudio ha identificado un pequeño grupo de células en el cerebro que podría ser crucial para entender cómo comienza el alzhéimer y cómo frenar su progresión. Este descubrimiento podría ayudar a la investigación del tratamiento de la enfermedad al centrarse en este grupo clave de células del cerebro. «La enfermedad de alzhéimer evoluciona a lo largo de décadas, pero en la actualidad desconocemos los acontecimientos que tienen lugar en las primeras fases«, explica el Dr. Diego Gómez-Nicola, de la Universidad de Southampton, que dirigió esta investigación publicada en la revista ‘Cell Reports‘.

Dr. Gómez-Nicola: «La enfermedad de alzhéimer evoluciona a lo largo de décadas, pero en la actualidad desconocemos los acontecimientos que tienen lugar en las primeras fases»

Previamente, los investigadores de Southampton ya habían descubierto que las microglías, principales células inmunitarias del cerebro, son las primeras que reaccionan ante la acumulación de una proteína llamada amiloide, asociada al desarrollo de la demencia, aumentando su número.

Ahora, el Dr. Gómez-Nicola y su equipo se propusieron explorar si este encuentro sostenido entre la microglía y el amiloide impondría cambios duraderos en la microglía que influirían en la velocidad de desarrollo de la enfermedad. Utilizando un modelo de ratón de patología similar a la enfermedad de Alzheimer, los investigadores encontraron pruebas clave de que la activación sostenida de la microglía lleva a una fracción de estas células a volverse senescentes, un estado de disfunción metabólica e inflamatoria.

A su vez, esta microglía senescente acelera la acumulación de amiloide, lo que repercute en las primeras fases del desarrollo de la enfermedad. Los hallazgos se validaron en muestras post mortem humanas de pacientes con la enfermedad de Alzheimer. «Anteriormente habíamos establecido que la microglía responde al amiloide tóxico mediante su proliferación, lo que forma parte de su función como células inmunitarias, ya que intentan contener una proteína extraña», recuerda el Dr. Gómez-Nicola. Sin embargo, «es la primera vez que vemos las consecuencias a largo plazo de esta proliferación en las células, y el impacto para el desarrollo de la enfermedad«.

Es la primera vez que ven las consecuencias a largo plazo de esta proliferación en las células, y el impacto para el desarrollo del alzhéimer

El equipo de investigación descubrió entonces que, al detener la proliferación de la microglía en los ratones, podían ralentizar el ritmo de senescencia. A su vez esto reducía el nivel de amiloide tóxico en el cerebro. Este hallazgo podría tener importantes implicaciones para frenar la progresión de la enfermedad.

Así, el Dr. Gómez-Nicola explica que han identificado un pequeño grupo de microglía con una profunda influencia en el ritmo de aceleración de la enfermedad de Alzheimer. «Además de proporcionar a los científicos más información sobre el punto de partida de la enfermedad, permitirán perfeccionar la investigación y el descubrimiento de fármacos para dirigirse específicamente a estas células senescentes». En este sentido, ha destacado que «con suerte» pueden «acelerar nuevos avances en la búsqueda de tratamientos eficaces«.

Noticias complementarias