Irene Montero, ministra de Igualdad: hay que “blindar el derecho al aborto en la sanidad pública”

..Redacción.
Irene Montero, ministra de Igualdad, sigue dando a conocer algunos cambios sobre su reforma de la Ley del aborto. Ella misma ha destacado la posbilidad de abortar a partir de los 16 de forma «autónoma«, sin autorización. Además, también contempla la eliminación de los tres días de reflexión. Por último, ha destacado la ministra un sistema para la objeción de conciencia como el que se aplica en la actual Ley de Eutanasia. Para Montero, si “son responsables para trabajar o para tener relaciones sexuales, lo son para decidir sobre sus cuerpos«, ha declarado.

Para Irene Montero la reforma permitirá el aborto desde los 16 años sin autorización, sin días de reflexión y con registro de objetores

Para Montero, el deber del Gobierno es el de «blindar el derecho al aborto en la sanidad pública«. Así lo ha dicho en su comparecencia ante la Comisión de Igualdad del Congreso. Así, ha anunciado la creación de una línea telefónica especializada en derechos sexuales y reproductivos. En esta línea se informará a la mujer del procedimiento. En el caso de que tuviera alguna dificultad en el acceso, también encontrará información sobre los derechos que le asisten, dónde y cómo defenderlos.

Información y actividad en la sanidad pública
Del mismo modo, ha explicado que su intención es que en los servicios de ginecología y obstetricia de los centros públicos se garantice esta práctica. Para ello, según ha indicado, se respetará «escrupulosamente” el “derecho constitucional a la objeción de conciencia«. Sin embargo, ha remarcado que  haciéndolo «escrupulosamente compatible con el derecho de las mujeres a decidir sobre sus propios cuerpos«. Ha aegurado que el Ministerio propone un texto que se referencia en la actual Ley de Eutanasia, que contempla un registro de facultativos objetores.

En la propuesta de reforma del aborto de Montero, será la mujer quien decida el método de interrupción

En la propuesta de reforma del aborto de Montero, será la mujer quien decida el método de interrupción. En el centro de salud tendrán que darle la información necesaria para poder tomar esa decisión. Además se eliminará la obligación de recibir el sobre actual, que se proporcionará solo en los casos en los que las mujeres lo soliciten. «Inmediatamente podrá ser derivada a un centro hospitalario para acceder a este derecho, por un procedimiento de urgencia, eliminando también los tres días de reflexión obligatoria que existen a día de hoy«. «Toda mujer que decida abortar deberá poder hacerlo sin ningún tipo de obstáculo ni perjuicio«, ha insistido.

Noticias complementarias

Opinión

Multimedia

Especiales

Atención primaria

Sanidad privada

iSanidadental

Anuario

Accede a iSanidad

Síguenos en