La transformación del sistema sanitario, un camino hacia delante

Mayte Segura, responsable de comunicación digital de la Fundación IDIS

Mayte Segura, responsable de comunicación digital de la Fundación IDIS
Con motivo de la entrada en el nuevo año hemos podido leer recientemente diferentes publicaciones de reconocido prestigio y de diversos sectores en las que se hacía repaso de lo ocurrido en 2023 y se daba paso a las previsiones o tendencias para 2024. Por poner un ejemplo, en su número de diciembre el semanal británico The Economist dedicaba un suplemento (“The World Ahead”) a las previsiones de este año, entre las que destacaba la revolución de la inteligencia artificial, el hecho de que en un mundo más envejecido, como es el caso de los países europeos, los gastos en salud crecerán, y la previsión de un incremento del mercado farmacéutico mundial, concentrándose los esfuerzos en investigación.

En el plano nacional, destacable también el documento del Observatorio sobre sistemas sanitarios, de la OCDE, con el título “España. Perfil sanitario nacional 2023”, donde se apuntaba al nuestro como el país de la UE con una esperanza de vida más alta, estando el tanto por ciento del PIB destinado a sanidad un poco por debajo de la media europea (10,7% frente al 11% de media), los refuerzos en inversión en el sector de la salud derivados del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, y las medidas propuestas ante la escasez de profesionales y la carga de los trastornos de salud mental.

Entidades como la Fundación IDIS trabajan en pro de la cohesión de todos los agentes del sistema sanitario, destacando la contribución de todos ellos a un sistema sanitario único

Ya a principios de 2021 el Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (Fundación IDIS) publicó el Manifiesto por una Mejor Sanidad, proponiendo diez principios con reformas que se consideraban urgentes tras la crisis desencadenada por la pandemia y que comprendían acciones para garantizar un sistema sanitario con una asistencia de calidad, eficiente, equitativa y adecuadamente financiada, que pasaba por contar con todos los agentes del sector, trabajando en el acceso a la innovación y la digitalización, entre otros puntos.

Se ha visto que en estos años transcurridos desde la pandemia, las costuras del sistema sanitario han sido forzadas hasta la rotura en algunos casos y que los retos a día de hoy siguen siendo en buena parte los mismos de los que partíamos entonces: inequidad y problemas de accesibilidad al propio sistema, desorbitado tiempo de espera para el acceso a las innovaciones; obsolescencia tecnológica, escasez o inadecuada distribución de profesionales; y falta de continuidad asistencial y de una historia clínica única interoperable, entre otros.

La sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud está comprometida y hemos de poner manos a la obra cuanto antes para garantizarla

A juzgar por las reuniones y jornadas que con expertos se realizan desde la Fundación IDIS y en diferentes foros especializados, existe cierto consenso cuando indagamos en las causas que hacen que los retos persistan y no se avance en la necesaria reforma del sistema sanitario, entre los que podríamos destacar algunos, como la falta o inadecuación de los recursos, la escasa flexibilidad en la gestión y un modelo asistencial que no se ajusta a las necesidades actuales de los pacientes y de la sociedad en la que vivimos.

Son entidades como la Fundación IDIS las que trabajan en pro de la cohesión de todos los agentes del sistema sanitario, destacando la contribución de todos ellos a un sistema sanitario único en beneficio del paciente. No en vano este año, para afrontar el trabajo que tenemos por delante, y que sin duda tiende a la transformación del sistema sanitario desde la digitalización, la innovación, la investigación y la integración, hemos elegido el lema “Sanidad y Punto” porque el paciente es único y único debe ser el sistema que le atiende. Así lo expone además el Espacio Europeo de Datos Sanitarios (EEDS), que habla de “acto sanitario” y de “paciente único transfronterizo”.

En este sentido, todos los proyectos que desde IDIS se llevarán a cabo en 2024 tienen en cuenta la transformación de un sistema sanitario que ha de adaptarse a las necesidades presentes y futuras de nuestra sociedad. La apuesta por la digitalización y el uso de datos son puntos prioritarios, siendo la interoperabilidad de la historia clínica uno de los ejes vertebradores.

Hemos elegido el lema “Sanidad y Punto” porque el paciente es único y único debe ser el sistema que le atiende

Se trata de una nueva forma de entender la sanidad, trabajando de cerca con todos los stakeholders, desde las Administraciones, pasando por todos los agentes del sector sanitario privado, los pacientes, los profesionales, el sector sociosanotario, etc. Una transformación que solo tiene un camino hacia adelante, que es el de la integración. Sabemos que la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud está comprometida y hemos de poner manos a la obra cuanto antes para garantizarla. La sanidad privada tiene mucho que aportar en este punto, y desde la Fundación IDIS se ha hecho una apuesta clara por la mejor sanidad para todos. Una Sanidad que sea suficiente para cubrir la demanda de la población y que integre plenamente la actividad del sector privado con normalidad, como parte intrínseca de nuestro sistema de Salud. Sanidad y Punto.

Opinión

Multimedia

Economía

Accede a iSanidad

Síguenos en