Inicio ASP El CNIO descubre la relación entre el cáncer de próstata metastásico con...

El CNIO descubre la relación entre el cáncer de próstata metastásico con una mutación hereditaria

..Elena Santa María.
La revista Journal of Clinical Oncology ha publicado los primeros resultados del estudio Prorepair-B, liderado por Elena Castro, Nuria Romero-Laorden y David Olmos, investigadores de la Unidad de Investigación Clínica de Cáncer de Próstata del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO) y llevado a cabo en colaboración con el Instituto de Investigación Biomédica de Málaga (IBIMA) y el Instituto de Genética Médica y Molecular (INGEMM).

En este estudio han participado 38 hospitales de toda España, con el seguimiento durante 5 años de 419 pacientes de cáncer de próstata metastásico del tipo resistente a la castración, para analizar sus rasgos genéticos y relacionarlos con el progreso de lla enfermedad y la respuesta al tratamiento.

Los pacientes de cáncer de próstata con mutaciones en el gen BRCA2 evolucionan peor y responden mal al tratamiento

Una de las principales conclusiones del estudio es que los pacientes de cáncer de próstata con mutaciones en el gen BRCA2 evolucionan peor y responden mal al tratamiento habitual. La investigadora principal, la Dra. Elena Castro, nos ha contado en declaraciones a iSanidad que actualmente están trabajando en averiguar por qué, pero que lo que está claro es que “los pacientes con defectos de la reparación en el ADN tienen inestabilidad genómica, es decir, que acumulan muchas aberraciones”.

Este hallazgo implica que los familiares de pacientes de cáncer de próstata con mutaciones en BRCA2 podrían tener un mayor riesgo de desarrollar cáncer. La Dra. Castro nos ha confirmado que han encontrado que “un 15% de los pacientes con mutaciones del gen BRCA2 y un 30% de los pacientes que tiene mutaciones en otros genes no tenían historia familiar de ningún tipo de tumor”. Esto significa que algunos individuos que son los primeros en la familia con cáncer pueden transmitir las mutaciones a sus descendientes. Este descubrimiento, afirma la doctora, “nos permitirá hacer pruebas de diagnóstico temprano de cribado de otros tipos de cáncer en sus familiares”.

Los familiares de pacientes de cáncer de próstata con mutaciones en BRCA2 podrían tener un mayor riesgo de desarrollar cáncer

Los investigadores creen que en algunos de estos pacientes podrían funcionar un tipo de fármacos que interfieren precisamente con los mecanismos de reparación del ADN. La Dra. Castro nos habla de los platinos, que ya se utilizan en otros tipos de tumores. Precisamente uno de los estudios que llevan a cabo pretende descubrir el beneficio de estos fármacos en pacientes con cáncer de próstata. Hay otros fármacos, los inhibidores de PARP que ya se utilizan en pacientes con cáncer de ovario y está a punto de aprobarse su uso para cáncer de mama. También se investiga su uso en cáncer de próstata.

Todos estos estudios, nos confirma la investigadora de CNIO, son todavía bastante precoces, pero los resultados son bastante prometedores. De hecho, la FDA ha garantizado a dos fármacos con estudio en fase 2 su aprobación facilitada. “La evidencia es tanta que todo el mundo entiende que estos fármacos tienen que estar disponibles para los pacientes”, apunta la doctora.

En algunos de estos pacientes podrían funcionar un tipo de fármacos que interfieren precisamente con los mecanismos de reparación del ADN

Los próximos pasos de este estudio se darán gracias a la financiación del Departamento de Defensa Americano. Se centrará en estudiar cuáles son las alteraciones moleculares que hacen que estos tumores sean agresivos por un lado, y por otro, intentar ver cuál puede ser el beneficio de dar platino a pacientes con estas alteraciones. EL Dr. Joaquín Mateo, del Hospital Vall d’Hebron de Barcelona está colaborando con el CNIO para intentar identificar otros pacientes en los que la reparación del DNA no esté funcionando muy bien porque como dice Elena Castro, “aunque no encontremos las mutaciones claramente, creemos que pueden tener un pronóstico parecido y beneficiarse de los mismos tratamientos”.

Noticias complementarias: