Inicio ASP Las noticias falsas pueden empeorar el curso del cáncer de mama

Las noticias falsas pueden empeorar el curso del cáncer de mama

Dra-Eva-Carrasco-GEICAM

..Elena Santa María.
Las noticias falsas que circulan por internet tienen efectos muy negativos en la salud. Una de las consecuencias que pueden tener es la negación del problema. Un hecho que puede retrasar el diagnóstico de enfermedades como el cáncer. En el Simposio Satélite para Mujeres con Cáncer de Mama, celebrado en Toledo el 27 de marzo, se debatió. Este simposio tuvo lugar en el marco del 12º Simposio Internacional del Grupo GEICAM.

En ocasiones, nos encontramos con personas que llegan demasiado tarde a tratarse porque alguien les convenció de no hacerlo”. La Dra. Mireia Margelí, del Servicio de Oncología Médica del ICO Barcelona destacó el impacto emocional de las ideas falsas. “Los bulos más frecuentes en torno al cáncer de mama son de diversa índole”. Algunos afirman que un golpe o la comprensión de la mama por sujetadores aumentan el riesgo de cáncer. Otros que trabajar de noche es otro factor de riesgo. También hay noticias falsas sobre alimentación. Por ejemplo que la soja y la cafeína aumentan las probabilidades de sufrirlo. Y que alimentos como el zumo de limón lo curan. Estos bulos “generan mucho estrés porque las mujeres pueden controlarlo y privarse de muchos alimentos”. También la directora de comunicación de GEICAM, Roser Trilla, alertó sobre el riesgo de los “superalimentos”.

El cáncer de mama es el tipo de tumor que más conversación genera en twitter

El principal canal de difusión de este tipo de informaciones es internet. El cáncer de mama es el tipo de tumor que más conversación genera en twitter. Y es “la patología más consultada a través de los buscadores” confirmó Trilla. Pero los datos que se encuentran suelen ser falsos o poco rigurosos y no están respaldados por evidencia científica. El problema es que  muchas pacientes se sienten desorientadas al recibir el diagnóstico y acuden a esas fuentes. “Debería haber una corresponsabilidad que ayudara a que este tipo de informaciones se trataran de manera que no generasen falsas expectativas”.

Reforzar la comunicación con las pacientes
La mejor forma de luchar contra esta desinformación es mejorar la comunicación con las pacientes. “Que se sientan escuchadas y atendidas correctamente, que les expliquemos mejor los tratamientos”, explicó la Dra. Margelí. En definitiva, que no necesiten consultar otras fuentes para estar bien informadas. En la misma línea, Trilla señaló que es necesario que los profesionales de la salud se impliquen en las redes sociales. Y que sean ellos los que lideren la conversación sobre esta patología.

Una de las cuestiones que hay que aclarar a las pacientes es la posibilidad de ser madres. “Debemos informarles de que el embarazo tras este tumor no empeora el pronóstico. Y que, transcurridos unos dos años desde el final del tratamiento, es absolutamente seguro. Hay quienes piensan erróneamente que un embarazo posterior puede ser perjudicial para la salud”, apunta la doctora Amparo Ruiz, del Instituto Valenciano de Oncología.

Noticias complementarias: