Inicio ASP La nutrición es un aspecto clave en la estrategia multidisciplinar contra el...

La nutrición es un aspecto clave en la estrategia multidisciplinar contra el cáncer de mama

Aula-virtual -de-la-SEEN

..Elena Santa María.
Las innovaciones terapéuticas deben ir acompañadas de una estrategia multidisciplinar y totalmente integrada para la asistencia sanitaria al paciente”. Así lo ha dicho el Dr. Giuseppe Curigliano en los días previos a la celebración del Congreso ESMO sobre Cáncer de Mama. Este tendrá lugar del 2 al 4 de mayo de 2019 en Berlín, Alemania.

Según el Dr. Curigliano, uno de los efectos secundarios de los tratamientos es la toxicidad cardiovascular. Por eso, “el cardiólogo es uno de los especialistas que debería formar parte del equipo médico”. Además, existen otros factores de riesgo, como la diabetes y la hipertensión. También otros relacionados con los hábitos de vida, como el tabaquismo o la obesidad. “Cuando una mujer con sobrepeso es diagnosticada de cáncer de mama, es esencial que sea remitida a un nutricionista”. Y de esta manera, enfatiza el Dr. Curigliano, pueda perder peso y mejorar su estado físico general.

Las innovaciones terapéuticas deben ir acompañadas de una estrategia multidisciplinar y totalmente integrada para la asistencia sanitaria al paciente

Los datos científicos sobre la eficacia de la intervención nutricional en mujeres con cáncer de mama son escasos. En el Congreso ESMO sobre Cáncer de Mama se presentaran los resultados de un estudio. Un estudio que sometió a seguimiento a 204 pacientes con cáncer de mama precoz que recibieron recomendaciones dietéticas de un nutricionista poco después de que se les diagnosticara la enfermedad.

La autora del estudio, la Dra. Luisa Carbognin, de la Universidad de Verona, Italia, señala que “los dos objetivos principales de este ensayo clínico prospectivo eran evaluar el cumplimiento de las directrices dietéticas por parte de las pacientes con cáncer de mama precoz y evaluar la eficacia de la intervención nutricional para perder peso o mantenerlo durante el tratamiento”.

De la muestra de pacientes estudiada, más del 60% de las mujeres tenía sobrepeso o eran obesas y presentaban patrones alimenticios altos en grasas y bajos en fibra. Además, casi la mitad de las participantes en el ensayo tenían en el momento del diagnóstico un peso un 5% superior a su peso corporal habitual y la mayoría presentaba síntomas relacionados con la nutrición como estreñimiento o indigestión. Se prescribió quimioterapia neoadyuvante a 56 pacientes y quimioterapia adyuvante a 92 de ellas. En conjunto, alrededor del 80% de las pacientes recibieron tratamiento endocrino.

En el Congreso ESMO sobre Cáncer de Mama se presentaran los resultados de un estudio sobre la eficacia de la intervención nutricional en mujeres con cáncer de mama

La intervención dietética que recibieron las pacientes consistió en contactos mensuales con el especialista en nutrición. Se realizaron evaluaciones nutricionales en el periodo basal y seis meses después de la inclusión en el estudio, y todavía se están llevando a cabo otros seguimientos” explica Carbognin. “Nuestros análisis preliminares mostraron una correlación estadísticamente significativa entre un alto nivel de cumplimiento de las pautas dietéticas y la pérdida de peso. A su vez, la pérdida de peso pareció correlacionarse con menores tasas de depresión, las cuales las evaluamos usando el Cuestionario de calidad de vida de la Organización para la Investigación y el Tratamiento del Cáncer (EORTC QLQ-C30)”.

Según Carbognin, el pequeño tamaño de la muestra y los diferentes tratamientos administrados a las participantes en el estudio constituyen un obstáculo para sacar conclusiones de sus resultados. “Sin embargo, como el estudio todavía sigue en curso, esperamos aumentar el tamaño de la muestra y llegar a realizar análisis de subgrupos para comparar los diferentes tipos de tratamiento y evaluar las posibles diferencias entre ellos”.

La pérdida de peso pareció correlacionarse con menores tasas de depresión

Carbognin también ha comentado que “estos resultados iniciales indican que el cumplimiento de las pautas dietéticas puede ser una herramienta eficaz para controlar el peso corporal. Para las mujeres con un peso normal, el objetivo es mantenerlo. Por lo tanto, tiene sentido ofrecerles el apoyo de un nutricionista independientemente de su peso en el momento del diagnóstico”.

Un nivel de cumplimiento alto de las pautas dietéticas se correlaciona con la pérdida de peso. Aunque la pérdida de peso observada podría haber estado condicionada por la toxicidad de la quimioterapia”.

La nutrición es un aspecto importante de la atención al paciente en Oncología. Y es necesario fomentar la investigación en este campo para que la práctica clínica se base en hechos científicos”, ha concluido Curigliano.

Noticias complementarias: