Inicio ASP ¿Vamos a perder la nueva ola digital en salud? Luis Alegre

¿Vamos a perder la nueva ola digital en salud? Luis Alegre

ola-digital-salud

Luis Alegre Latorre. Adjunto a la gerencia del Hospital Universitario Son Espases, Palma de Mallorca
En el mundo de los toros se dice eso de que “no se le puede ir ese toro vivo al corral”. Pues bien, en esas estamos en las organizaciones sanitarias, en cuanto a saber aprovechar la oportunidad que se nos brinda para extraer el conocimiento que hemos depositado en nuestros centros durante mucho tiempo. A pesar de repetidos intentos, y algunas excepciones, hace 15 o 20 años dejamos escapar la primera ola digital.

Nos entusiasmamos todos incorporando los registros electrónicos a nuestros centros, pero sin una planificación y objetivos de futuro que permitieran el aprovechamiento global de aquellas cuantiosas inversiones (se nos fue el toro vivo al corral…). Al fin y al cabo, ya en aquellos tiempos podíamos viajar al otro extremo del mundo con nuestra tarjeta de crédito y, sin embargo, salvo casos acotados y proyectos incipientes, hoy en día seguimos sin viajar de forma fácil y generalizada con nuestro historial médico (¡año 2020!).

Hoy en día seguimos sin viajar de forma fácil y generalizada con nuestro historial médico (¡año 2020!)

Actualmente tenemos una nueva ola digital en la sociedad en general y en el mundo de la salud en particular: aquella que hace referencia a la extracción del conocimiento de nuestras organizaciones a través de herramientas tipo Business Intelligence y Big Data. Esta ola es beneficiaria directa de la anterior, pero de mucho mayor impacto tanto en el ámbito organizacional como en el clínico: disponemos de herramientas que podemos emplear para mejorar la eficiencia en la gestión de los recursos, mejorar la investigación clínica, los resultados en salud, la transparencia de la organización y para el desarrollo de nuevos productos en la industria.

En el Hospital Universitario Son Espases de Palma estamos implementando una de estas herramientas (Business Intelligence) con nuestra historia clínica electrónica Millenium de Cerner Corporation y el sistema de información del centro. Los beneficios inmediatos tras su implantación, con la prudencia que merece, son claros: generamos “cultura del dato”, rentabilizamos finalmente la Historia Clínica Electrónica y el sistema de información en su globalidad, incorporamos una pieza clave en el tránsito hacia resultados en salud y en la estrategia de Transparencia del Hospital.

Con la historia clínica electrónica Millenium generamos “cultura del dato”, rentabilizamos la Historia Clínica Electrónica y el sistema de información en su globalidad

¿Qué nos aporta esta herramienta de Inteligencia de Negocio? Nos permite monitorizar y comparar KPI’s básicos de unidad clínicas o profesionales, comparar estas KPI’s o indicadores clínicos con normas externas, monitorizar eventos como el “efecto weekend” en Urgencias o generar informes curriculares de la actividad de nuestros profesionales.

Es en nuestras organizaciones y con nuestros profesionales donde reside el conocimiento y donde podemos optimizar la generación y análisis del mismo y, por lo tanto, es por ello más recomendable hacerlo a que nos lo hagan. Así que suerte y ¡al toro!

Enlaces de interés: 

Juan Fernández (Cerner): la tecnología permite fórmulas alternativas para la prestación de la asistencia sanitaria