Inicio ASP Las enfermeras gestoras tras el Covid-19 insisten en implementar de manera urgente...

Las enfermeras gestoras tras el Covid-19 insisten en implementar de manera urgente una Estrategia de Cuidados

enfermeras gestoras Covid-19

..Redacción.
Las enfermeras gestoras han sido protagonistas en la crisis del Covid-19. Ante el requerimiento de profesionales capacitados para reorganizar recursos, para tomar decisiones urgentes desde la serenidad y la prudencia, y para buscar fórmulas que permitiesen resolver problemas complejos disponiendo de escasos recursos, las enfermeras han dado un paso al frente. Pero, además, han garantizado los cuidados y la asistencia de calidad a todos los pacientes minimizando el coste humano, social y económico.

Conocer las experiencias, decisiones y reflexiones de estas enfermeras gestoras desde diferentes perspectivas ha sido posible gracias a ANDE. La Asociación Nacional de Directivos de Enfermería ha organizado el seminario El papel de las enfermeras gestoras durante el Covid-19. “Sus experiencias a la hora de abordar problemas o prever escenarios son clave para tomarlas como referente o para mejorarlas de cara a futuras pandemias para que reviertan en beneficio del paciente”, ha explicado Jesús Sanz, presidente de ANDE y moderador.

Las enfermeras gestoras durante el Covid-19 han garantizado los cuidados y la asistencia de calidad a todos los pacientes minimizando el coste humano, social y económico

Enfermeras gestoras: Desde Atención Primaria hasta un hospital de campaña
La enfermera gestora de Atención Primaria ha tenido un papel fundamental tanto con los pacientes con Covid-19 como con los pacientes crónicos. Sobre ello ha hablado María Jesús Pérez Taboada, vocal de ANDE en Galicia y directora de enfermería en el Área Sanitaria de Lugo, A Mariña y Monforte. “Hemos redoblado y multiplicado la labor de vigilancia y acompañamiento asistencial, funciones que son el eje de nuestros cuidados en una situación normal; pero, además, hemos participado en decisiones que han sido de gran ayuda: la coordinación con el hospital, lo que permitió rapidez de actuación; la creación de un centro de atención al profesional; y la apuesta por la teleasistencia”, explica.

María Andión Goñi, vocal de ANDE y directora de Enfermería del Hospital Universitario 12 de Octubre, ha explicado cómo se ha vivido la fase álgida de la pandemia desde su hospital. “Con los primeros casos de pacientes, se creó un Comité de Seguimiento con reuniones diarias y se desarrolló un Plan de Contingencia para adaptar los distintos dispositivos a la evolución de las necesidades asistenciales generadas por la pandemia”, explica. Las nuevas necesidades de recursos humanos generados se solventaron reorganizando las plantillas en tiempo récord, reordenándolos en función de sus perfiles profesionales, creando equipos multiprofesionales, y realizando formaciones exprés junto con profesionales expertos, fundamentalmente en el ámbito de los servicios críticos.

Las nuevas necesidades de recursos humanos generados se solventaron reorganizando las plantillas

El aumento exponencial de la curva de contagios llevó a la decisión de instalar hospitales de campaña en diferentes puntos del país. Araceli Tejedor, ex subdirectora de Enfermería del Hospital Río Hortega de Valladolid y vocal de ANDE por Castilla y León, ha dirigido unas instalaciones levantadas en tiempo récord. Y explica: “En lo que respecta a la organización sanitaria, hemos aprendido lo necesario: planificar. También se ha adecuado la formación enfermera a estas nuevas necesidades emergentes”.

Centros sociosanitarios: Un caso de éxito
Las residencias de mayores han sufrido un duro golpe durante esta crisis. Mercedes Ferro, vicepresidenta 1ª de ANDE y enfermera jubilada, lo ha vivido en primera persona. Respondió afirmativamente a la propuesta de dirigir un centro sociosanitario de religiosas con capacidad para 100 residentes. Consiguió pasar de una situación caótica a una vuelta a la realidad. “De los 40 trabajadores que atendían a esta población vulnerable, el 70% eran trabajadores no cualificados en cuidados”, recuerda. Además, esta población de encontraba desprotegida y encerrada en los centros. En su opinión, en esta transición hacia la normalidad, los recursos de las enfermeras gestoras facilitaron el camino.

Mercedes Ferro: “el modelo sociosanitario tiene que cambiar”

Tras su experiencia, confirma que “el modelo sociosanitario tiene que cambiar. Y concreta su propuesta: “El modelo ideal en estos centros sería que hubiera una enfermera gestora a cargo de esa gestión. Este perfil profesional demuestra cada día habilidades muy necesarias en los lugares de vida de personas mayores como es saber trabajar en equipo, tener una visión global de las organizaciones sanitarias y sociales, abordar el cuidado desde el máximo respeto a las necesidades de las personas y a sus proyectos de vida y por último ser expertas en gestión de situaciones muy diferentes incluso cuando los recursos son muy limitados”.

En esta misma línea se ha expresado María Jesús Pérez Taboada. “Las enfermeras nos dedicamos a cuidar y nadie lo va a hacer mejor que nosotras. Durante estas semanas hemos demostrado, una vez más, nuestro compromiso y capacidad de reinvertarnos. De hecho, ahora mismo somos el referente de tranquilidad de las familias y el imprescindible colchón asistencial que necesitan para alcanzar la normalidad. Saben que cuentan con respaldo y ayuda clínica, pero también humana”, afirma Pérez Taboada.

Noticias complementarias

Compartir