Inicio ASP Vicente Larraga: “La vacuna verá retrasada su aparición, pero esto muestra que...

Vicente Larraga: “La vacuna verá retrasada su aparición, pero esto muestra que los sistemas de regulación funcionan”

En un artículo publicado en el CSIC, el reputado investigador considera que la interrupción del ensayo de AstraZeneca es una "desilusión" para la sociedad, pero muestra la seguridad de las vacunas

dr-vicente-larraga-vacuna-seguridad

..G.M.
El mundo está pendiente de cualquier noticia relativa a las vacunas frente al Covid-19 y, en la Unión Europea, se sigue con especial atención el desarrollo de los ensayos en Fase III de la vacuna de Oxford y AstraZeneca, la primera sobre la que se cerró un acuerdo de compra centralizada y cuyas primeras dosis estarían disponibles en diciembre, una fecha que se aleja después de que el laboratorio interrumpiera el ensayo este miércoles, por un caso de mielitis transversa en uno de los voluntarios. La vacuna “verá retrasada su aparición en el mercado”, tal y como señala el Dr. Vicente Larraga, científico del Centro de Investigaciones Biológicas-Margarita Salas del CSIC. Sin embargo, Larraga, que también desarrolla una vacuna del SARS-CoV-2, cree que esta interrupción muestran que los mecanismos de regulación y seguridad funcionan.

La interrupción del ensayo de la vacuna por seguridad “supone una desilusión para una sociedad que estaba esperanzada con que a finales de año iba a empezar a tener una protección”

En un artículo que el investigador ha publicado en la web del CSIC reconoce que la interrupción del ensayo “supone una desilusión para una sociedad que estaba esperanzada con que a finales de año iba a empezar a tener una protección frente a la enfermedad que ha roto los esquemas de seguridad de una sociedad, la occidental, confortablemente instalada en su creencia de que todo estaba controlado”.

vacuna-covid-seguridad

Pero cree que esta situación también tiene una parte positiva. “Muestra, sin lugar a dudas que los sistemas de regulación de las agencias del medicamento que cuidan de la seguridad de los mismos funcionan y lo hacen adecuadamente”, opina. El investigador recuerda que, por el momento, los ensayos se han pausado para investigar las posibles causas de la mielitis transversa que presenta uno de los voluntarios en los que se ha probado la vacuna. “Es probable que una vez terminada la investigación, los ensayos continúen para obtener definitivamente la vacuna”. Además, considera que “hay que tener confianza en que las vacunas que lleguen al mercado lo harán en unas condiciones de seguridad óptimas”.

Dr. Larraga sobre la interrupción del ensayo de la vacuna: “Los sistemas de regulación de las agencias del medicamento que cuidan de la seguridad de los mismos funcionan”

¿Qué es la mielitis transversa?
El nombre de esta enfermedad, que presenta una incidencia relativamente baja, ha saltado a los titulares de medios generalistas de todo el mundo por ser la causante del parón en el ensayo de la vacuna. Este trastorno neurológico considerado grave se presenta cada año en entre uno y ocho casos por millón de habitante, según datos de la Sociedad Española de Neurología. En España se producen entre 50 y 350 casos por año. Suele aparecer en pacientes en las franjas de edad entre 10 y 19 años y entre los 30 y 39 años. Aunque también puede darse a cualquier edad.

Sus afectados presentan inflamación en alguna sección de la médula espinal y afecta a la información que los nervios de la médula espinal envían al resto del cuerpo. La SEN señala sus consecuencias: dolor, parálisis o debilidad muscular; problemas sensoriales como hormigueos ardor o entumecimiento, así como disfunciones en los aparatos digestivo y urinario.

Se han descrito “muy pocos casos” que “de forma muy ocasional, han asociado temporalmente la vacunación y la aparición de la enfermedad”. Pero esta coincidencia en el tiempo “no demuestra causalidad”

Su pronóstico depende de las secuelas que provoque en los pacientes, cuyos tratamientos dependerán de la causa que haya llevado a la enfermedad. Una infección o incluso la respuesta inmune a esa infección puede provocar la inflamación. Pero también puede deberse a enfermedades causantes de trastornos de la mielina o patologías que afectan al sistema inmunitario. La SEN señala que se han descrito “muy pocos casos” que, “de forma muy ocasional, han asociado temporalmente la vacunación y la aparición de una mielitis transversa”. Pero esta coincidencia en el tiempo “no demuestra causalidad”.

De entre las personas que la sufren, un tercio de pacientes se recuperan del todo o casi completamente. Otro tercio desarrollará una discapacidad moderada. El resto de pacientes sí sufren graves secuelas; entre ellas, “alteraciones en la marcha, problemas urinarios, intestinales o espasticidad”, apunta la SEN.

Noticias complementarias:

Compartir