Inicio ASP Diseñan un chupa-chup de hielo para paliar la mucositis que ocasiona la...

Diseñan un chupa-chup de hielo para paliar la mucositis que ocasiona la quimioterapia

Compartir

El pasado mes de octubre nacía en Valladolid ‘We can be heroes’, una asociación sin ánimo de lucro cuyo objetivo es luchar contra el cáncer y que a través de la venta de sus productos, como camisetas, chapas, polos, cuadros, o sudaderas, entre otros, todos los beneficios netos se destinen a la Asociación Contra el Cáncer de Valladolid.

Esta semana ha presentado la patente de un molde de hielo específico para su uso en el tratamiento de quimioterapia en pacientes de cáncer de mama, con el fin de tratar de mejorar su calidad de vida. Este proyecto se ha desarrollado con la colaboración del Grupo de Investigación Bisite, de la Universidad de Salamanca.

Entre los efectos de la quimioterapia, está la mucositis, inflamación que se produce en la mucosa del interior de la boca y la garganta, que puede generar úlceras y llagas y que se producen hasta en el 40% de las personas que la reciben. La mucositis causada por la quimioterapia se cicatriza por sí sola, habitualmente en dos a cuatro semanas si no hay infección.

En los pacientes que son sometidos a quimioterapia de dosis altas y trasplante de células madre pueden recibir medicinas para ayudar a prevenir la mucositis o impedir que dure tanto. En estos pacientes, la mucositis habitualmente se presenta entre siete y 10 días después de empezar el tratamiento, y dura aproximadamente dos semanas después de que este se termina.

Hasta ahora, los hospitales ofrecen un modo básico de controlar la mucositis, que no es otro que chupar cubitos de hielo o polos de sabores durante el tiempo que dura la sesión de quimio.

El invento consiste en un molde que, apto para congeladores, realiza una esfera de hielo adaptada a la forma de la boca y que contiene un palo para facilitar su utilización durante el tratamiento. El molde, pretende resolver en primer lugar la “incomodidad” lógica del cubito de hielo tradicional, que no dispone de un soporte para poder sujetarlo, y por otro lado, evita tomar polos con sabor, que para los pacientes resultan indigestos.

El chupa-chup se incluirá en el Kit We Can que la asociación quiere donar a los hospitales de Valladolid y que contendrá, además, un pañuelo especialmente diseñado. También contiene una manta para que las pacientes se encuentren más confortables durante el tratamiento de quimioterapia, un abanico para combatir los sofocos que sufren algunas pacientes y un carnet de Heroína que “transmite fuerza y vitalidad”, informaron a Europa Press fuentes de la asociación.
..Emilio Ramirez