No se pierda

Médicos internistas destacan la seguridad de los nuevos anticoagulantes orales (NACOs) en el tratamiento de la enfermedad tromboembólica venosa

18 de noviembre, 2015

Expertos reunidos en la mesa-debate ‘Los nuevos anticoagulantes en la ETV’, celebrada en el marco del XXXVI Congreso Nacional de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI) que, del 11 al 13 de noviembre ha tenido lugar en Sevilla, han destacado el perfil de seguridad de los nuevos anticoagulantes orales (NACOs) en el abordaje del tratamiento de la enfermedad tromboembólica venosa (ETV).

Esta patología que, hace referencia de forma colectiva a la trombosis venosa profunda (TVP), tradicionalmente está considerada como una de las complicaciones más frecuentes e importantes que los pacientes oncológicos pueden sufrir, y es que es un proceso grave y potencialmente mortal que se caracteriza por la formación de coágulos de sangre en las venas profundas, normalmente de las piernas, y a la embolia pulmonar, que ocurre cuando el coágulo viaja hasta los pulmones bloqueando una arteria pulmonar.

Como explicó el médico internista del Servicio de Medicina Interna del Hospital Universitario Doctor Josep Trueta (Girona), Ferrán García-Bragado, la ETV “es una afección grave que puede ser mortal si no se trata adecuadamente”, por ello, agrega, que “es clave que los pacientes sean diagnosticados adecuadamente y tratados con fármacos anticoagulantes que mantengan controlada la enfermedad como un modo de evitar complicaciones futuras”.

La ETV es la tercera causa de muerte en España tras el infarto de miocardio y el ictus
Asimismo, los médicos de la SEMI señalan a los nuevos anticoagulantes orales como la opción “más sostenible” en el tratamiento de la ETV, e insisten en el “buen perfil” de seguridad de estas terapias. “La práctica clínica demuestra que los nuevos anticoagulantes orales son eficaces para deshacer coágulos y evitar la aparición de otros nuevos, y además han demostrado que son más seguros que los tradicionales”, concluyó García-Bragado.

En España, la ETV tiene una incidencia de 116-124 casos por cada 100.000 personas al año, y con una mortalidad del 2,3% en la TVP. Además, tras el infarto de miocardio y el ictus, es la tercera causa de muerte cardiovascular en nuestro país.
..Redacción