Inicio ASP Las personas con diabetes tipo 1 son más propensas al riesgo de...

Las personas con diabetes tipo 1 son más propensas al riesgo de desarrollar distintos cánceres, según estudio

Compartir

Las personas con diabetes tipo 1 son más propensas que el resto de la población a desarrollar cánceres gástricos, renales, endometriales y ováricos, y es que así lo atestigua un estudio internacional.

La diabetes está asociada con un aumento del riesgo de desarrollar cáncer, sin embargo los estudios realizados se habían centrado en la diabetes tipo 2 que, es cuando el cuerpo produce insulina pero no la suficiente o no puede aprovecharla adecuadamente. Es de aparición lenta en los adultos con sobrepeso u obesidad, y suele presentarse en personas a partir de los 40 años. Tiene una tasa de prevalencia mayor, representando el 90% de los casos.

La tipo 1 afecta principalmente a niños y jóvenes y es cuando el cuerpo no produce insulina y las personas deben inyectársela. De acuerdo con la Asociación Estadounidense de Diabetes, la diabetes tipo 1 afecta a 1,25 millones de estadounidenses, y la diabetes tipo 2 a 28 millones.

En España, según datos de Fedesp -Federación de Diabéticos Españoles- la diabetes tipo 1 representa el 13% de los casos. 29.000 pacientes con diabetes tipo 1 son menores de 15 años. Más de 5,3 millones de personas tiene diabetes tipo 2, aunque el 43% de los afectados desconoce su situación.

Las personas con diabetes y con cáncer comparten muchos factores de riesgo, como la obesidad, la mala alimentación, el sedentarismo y el tabaquismo”, explica la coautora Jessica H. Harding, del Instituto del Corazón y la Diabetes Baker IDI, en Melbourne, -Australia-.

Aun así, aclara que “la diferencia en el riesgo en la población con diabetes tipo 1 es moderada. No deberían alarmase con estos resultados, sino cumplir con las guías de prevención del cáncer y participar de los programas nacionales de pesquisa como el resto de la sociedad”.

El equipo de Harding analizó los registros nacionales de diabetes tipo 1 de Australia, Dinamarca, Finlandia, Escocia y Suecia en el período de tiempo correspondiente entre 2008 y 2012 y los asoció con los registros nacionales de oncología de ese mismo intervalo de tiempo.

Detectó 9.149 primeras incidencias de cáncer en la población diabética estudiada, siendo la mitad antes de los 51 años. Los hombres con diabetes tipo 1 registraron la misma tasa de diagnósticos que la población general en el mismo período, mientras que las mujeres con diabetes tipo 1 eran un 7% más propensas a que les diagnosticaran un cáncer.

Los cánceres de estómago, hígado, páncreas, endometrio y riñón eran un 25-50% más comunes en las personas con diabetes tipo 1, mientras que los tumores mamarios eran un 10% menos comunes y los de próstata, un 56% menos frecuentes, según publica el equipo en Diabetologia.

El cáncer hepático en los hombres era dos veces más común con diabetes tipo 1 y un 78% más frecuente en las mujeres.

El riesgo de desarrollar algunos cánceres varió levemente en las personas con diabetes tipo 1, pero no lo suficiente como para causar preocupación”, explica Sarah Wild, investigadora especializada en diabetes y enfermedad cardiovascular de la Universidad de Edimburgo -Escocia-, y coautora del estudio.

El estudio responde si el tratamiento con insulina en el largo plazo aumenta el riesgo de desarrollar cáncer y la buena noticia es que el efecto no sería demasiado intenso”, finalizó Wild.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), actualmente en el mundo viven 387 millones de personas con diabetes. La previsión para los próximos años es que en 2030 sea la séptima causa de mortalidad en el mundo y, para 2035 el número de diabéticos se prevé que aumenten hasta un 55%, llegando de esta manera a afectar a casi 600 millones de personas en el planeta.
..Redacción