No se pierda

La supervivencia del melanoma metastásico aumentó en cinco años gracias a la inmunoterapia

5 de julio, 2016
Melanoma avanzado

La supervivencia del melanoma metastásico aumentó en cinco años del 8% hasta el 35 % gracias a nivolumab, una inmunoterapia de Bristol-Myers Squibb que, además, tiene una toxicidad “muy inferior” a la quimioterapia, y es que así lo asegura el jefe de sección del servicio de Oncología del Hospital General Universitario de Valencia, Alfonso Berrocal.

Nivolumab es el primer inhibidor del punto de control inmunitario PD-1 autorizado en España, como monoterapia para el tratamiento en primera línea del melanoma avanzado -irresecable o metastásico-, así como para aquellos pacientes que han fracasado a otras terapias independientemente de la mutación BRAF.

La inmunoterapia supone un gran avance en la supervivencia de los pacientes, los datos más maduros los tenemos en melanoma metastásico donde hemos pasado de una supervivencia de aproximadamente un 8 a un 35% a cinco años con nivolumab. Este fármaco aumenta la posibilidad de ser un largo superviviente respecto a los tratamientos que disponíamos previamente. En el caso de melanoma, prácticamente dobla la posibilidad de estar vivo. Además, produce este efecto con una toxicidad, muy inferior a la de la quimioterapia”, explica Berrocal en el marco del simposio ‘Talks: Dando Voz a la Experiencia Clínica en Melanoma’ organizado por Bristol-Myers Squibb en Barcelona.

El melanoma es el cáncer de piel más peligroso; en su etapa avanzada es agresivo y mortal. Es uno de los tumores malignos cuya incidencia ha aumentado más rápidamente en los últimos años. No obstante, según datos de la American Society of Clinical Oncology (Sociedad Americana de Oncología), la supervivencia a cinco años en los años 70 se situaba en torno al 82%, actualmente ya supera el 92%.

Desde 2010 estamos asistiendo a una serie de avances en el tratamiento de pacientes con melanoma metastásico que han cambiado radicalmente su abordaje, que estaba estancado desde los años 70 en la quimioterapia. La inmunoterapia es uno de estos nuevos abordajes terapéuticos. Su mecanismo de acción se basa en facilitar que sea el propio sistema inmune del paciente quien actúe contra el tumor, y que las células que defienden nuestro propio organismo sepan reconocer, rechazar e incluso vencer el cáncer. Y esto se consigue además mejorando la calidad de vida de los pacientes”, afirma el oncólogo de la Clínica Universidad de Navarra, Salvador Martín Algarra, y presidente del Grupo Español Multidisciplinar de Melanoma (GEM).

Estas nuevas terapias hacen que el propio sistema inmune del paciente actúe contra el tumor, estimulando sus defensas para que intervengan contra las células tumorales y combatan el cáncer, mejorando así la calidad de vida y por ende una supervivencia ya a largo plazo del paciente.
..Redacción