No se pierda

Dormir bien puede ser uno de los factores claves para tener éxito en la universidad

28 de octubre, 2016
estudiante-durmiendo

Para los estudiantes universitarios, dormir lo suficiente puede resultar difícil, y eso puede afectar su bienestar físico y mental. “Dormir mal una noche o no dormir lo suficiente de forma crónica puede afectar a todos los aspectos de nuestras vidas”, explica la Dra. Aneesa Das, directora asistente del programa de medicina del sueño del Centro Médico Wexner de la Universidad Estatal de Ohio.

Un tercio de nuestra vida lo dedicamos a dormir, aunque más que el verbo dedicar tendríamos que decir invertir, y es que conciliar el sueño es una de las mejores inversiones que se puede hacer en nuestra salud para tener un equilibrio tanto físico como mental. El no dormir “puede afectar al rendimiento escolar, la función inmunitaria y las emociones. Cuando estamos cansados, somos más vulnerables a las infecciones, es más probable que discutamos y es menos probable que participamos en actividades de las que disfrutamos”, afirma.

Un consejo importante para los estudiantes universitarios es mantenerse al día con el trabajo escolar para no tener que pasar noches enteras estudiando.

Cuando uno se priva de sueño, no piensa con tanta claridad. Estar despierto toda la noche puede resultar contraproducente y afectar al rendimiento en los exámenes. Si no puede evitar estudiar toda una noche, hágalo de forma estratégica: duerma bien la noche antes y la noche después”, aconseja Das.

Muchos son los consejos que se pueden aplicar para que cuando llegue la noche y estemos en la cama no tarde mucho en hacer acto de presencia el sueño. Por ejemplo, tras acabar de estudiar por la noche, estar 30 minutos relajado antes de irse a la cama; mantener la habitación fresca, oscura y tranquila durante noche; apagar la televisión, la computadora, la tableta y el teléfono que pueden emitir una luz azul que perturba el sueño.

Hacer ejercicio durante el día puede ayudar a dormir de noche. Un consejo en el que esta experta incide es que no se dependa de las pastillas somníferas para dormir, ni de la cafeína para mantenerse despierto, ya que ambos “remedios” pueden enmascarar unos problemas de sueño más graves. Por último, si tiene que hacer una siesta, procurar hacerla antes de las 16:00 horas y durante no más de 30 minutos.
..Redacción