No se pierda

Los lavamanos de los hospitales podrían estar llenos de “súper gérmenes” con un objetivo claro, los pacientes

16 de marzo, 2017
Lavamanos hospital

A veces el “enemigo” lo tenemos más cerca de lo que creemos, tan cerca que podemos convivir con en él desde el primer momento que entramos en contacto con una superficie que se supone que debería mostrar menos “vulnerabilidad” que otras a ciertos agentes patógenos como son los “súper gérmenes”. Y es que según un reciente estudio en Estados Unidos, la lucha contra los “súper gérmenes” debería empezar en los lavamanos de los hospitales.

La investigación, publicada en Applied and Environmental Microbiology, revela que los científicos encontraron que los gérmenes colonizan los desagües y progresivamente llegan a los lavamanos. Los investigadores advierten que esa es una forma en que los pacientes de los hospitales podrían estar expuestos a “súper gérmenes”, que son bacterias resistentes a múltiples medicamentos.

Trabajos anteriores han mostrado que hay pacientes que mueren de infecciones bacterianas resistentes a múltiples medicamentos que “cogen” en el hospital. El dato es contundente, y es que hay más de 32 estudios que han descrito que la propagación de bacterias resistentes a antibióticos de último recurso, los carbapenemas, a través de lavamanos y otras áreas donde el agua puede empozarse dentro de los hospitales, explican los autores del estudio.

Queríamos comprender mejor cómo ocurre la transmisión, para poder reducir la cantidad de estas infecciones”, afirma la investigadora líder del estudio, la Dra. Amy Mathers, profesora asociada de medicina y patología en la Universidad de Virginia.

Para investigar el tema, el equipo de investigación creó cinco lavamanos idénticos en un laboratorio, en concreto eran réplicas de lavamanos de la unidad de cuidados intensivos del hospital de la Universidad de Virginia, en Charlottesville.

Los investigadores contaminaron los lavamanos con la bacteria ‘Escherichia coli’ que, se localiza normalmente en el intestino del ser humano y en el de los animales de sangre caliente.

Tras colonizar los desagües, las bacterias E.coli comenzaron a crecer poco a poco hacia las rejillas de los lavamanos, llegando incluso a alcanzar un crecimiento de una pulgada (2,54 centímetros) al día, indica el estudio.

Como si de un “ejército” perfectamente alineado con su estrategia, las tardaron una semana en alcanzar las rejillas de los lavamanos del hospital. Una vez allí, rápidamente comenzaron a salpicar el lavamanos, las encimeras y otros lavamanos cercanos, mostraron los hallazgos.

Ahora, los investigadores están trabajando con los Los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos para determinar exactamente de qué manera las bacterias de los lavamanos de los hospitales llegan a los pacientes.

Este tipo de investigación básica es necesaria para comprender cómo se transmiten esas bacterias, para que podamos desarrollar y evaluar estrategias potenciales de intervención que puedan utilizarse para prevenir una mayor propagación”, concluye Mathers.

En 2050 más muertes por infecciones de bacterias multirresistentes que de cáncer
La Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (SEIMC) alerta que en España, el incremento de enfermedades que son causadas por bacterias multirresistentes a antibióticos son responsables de alrededor de 2.500 muertes anuales, el doble de las producidas por accidentes de tráfico. En Europa el número se sitúa en 25.000 muertes anuales. En Estados Unidos, la resistencia antibiótica causa dos millones de infecciones graves y 23.000 muertes por año, según los CDC. De seguir así, en el 2050, fallecerán en el mundo cada año por infecciones por bacterias que son multirresistentes a los antibióticos 10 millones de personas, superando las muertes por cáncer (8,5 millones de personas) y accidentes de tráfico (1,2 millones de personas).
..Redacción